Compartir

Acné juvenil: causas y tratamiento

Por Mireia Aliaga, Periodista especializada en salud. 28 noviembre 2016
Acné juvenil: causas y tratamiento

El acné es una enfermedad que afecta la piel provocando espinillas, unas lesiones que aparecen cuando los folículos pilosos que están debajo de la epidermis se tapan. El acné suele afectar principalmente el rostro, pecho, espalda, cuello y hombros. Pero aunque puede afectar a cualquier persona, es mucho más común entre los adolescentes.

El acné no es una afección grave, no obstante, puede dejar cicatrices en la piel y representa un problema estético que para muchos jóvenes se convierte en un gran complejo. Son muy pocos los adolescentes que se libran de sufrir esta condición, de hecho se considera que 80% de los jóvenes del mundo sufren esta enfermedad que, con el paso del tiempo, suele progresar hasta desaparecer. ¿Qué causa el acné durante la adolescencia? ¿Cómo eliminar el acné juvenil? Descúbrelo en este artículo de ONsalus sobre el acné juvenil: causas y tratamiento.

También te puede interesar: Acné: causas y tratamiento

Causas del acné juvenil

La causa exacta del acné se desconoce, lo cual ha dado lugar a una serie de mitos que no han sido comprobados, como por ejemplo que la comida grasosa y el consumo de chocolate pueden desatar brotes de acné. No hay ningún tipo de evidencia hasta ahora que demuestre que la comida es una causa de acné. Sin embargo, los cambios hormonales sí han sido asociados con la aparición de esta enfermedad, razón por la que adolescentes y mujeres embarazadas experimentan brotes de acné en dichas etapas de sus vidas.

¿Por qué aparece el acné juvenil?

La causa de esta afección está relacionada con los cambios que presentan los niveles hormonales de los jóvenes durante la pubertad, ya que en el organismo ocurre un incremento en la producción de andrógenos (hormonas sexuales masculinas) por parte de los testículos y los ovarios y el aumento de esta sustancia está asociada a un incremento en la producción de sebo. Por esta razón las glándulas comienzan a producir mucha más grasa, la cual, junto con bacterias y microorganismos, tapa el folículo piloso y da lugar a las espinillas e inflamación de la piel.

El acné juvenil puede manifestarse a través de distintas lesiones: granos de cabeza blanca, puntos negros, pápulas y quistes. Estos últimos resulta importante tratarlos con un especialista médico, ya que suelen ser mucho más grandes, representan una mayor concentración de pus y pueden dejar marcas muy notorias. El acné juvenil se manifiesta principalmente en el rostro, específicamente en lo que se conoce como la "zona T": frente, nariz y barbilla. Los jóvenes con acné juvenil crónico pueden sufrir de granos en la espalda, los hombros y el cuello.

Otros factores que pueden causar acné

  • Cosméticos, cremas o productos para el cabello grasosos.
  • Algunos medicamentos como la testosterona o los esteroides.
  • Exceso de humedad.
  • Sudoración abundante.
Acné juvenil: causas y tratamiento - Causas del acné juvenil

¿Cómo se forman los granos?

Como ya explicamos, el acné es consecuencia de un aumento de sebo en el organismo que estimula la formación de granos o espinillas. El proceso fisiológico ocurre de la siguiente manera:

  • Los poros son la ventana del folículo piloso que contiene un cabello y una glándula sebácea. Esta glándula es la responsable de producir un aceite que secreta para mantener la piel suave y eliminar células viejas.
  • Cuando las hormonas estrógenos estimulan la producción excesiva de aceite en las glándulas sebáceas los poros pueden obstruirse y comienzan a acumular bacterias, sucio y células inflamatorias. Este proceso deriva en un tapón comedón.
  • Si la cabeza del tapón es blanca se conoce como acné miliar.
  • Si la cabeza es oscura se lama espinilla negra o punto negro.
  • El acné que crece de manera profunda en la piel es el responsable de la formación de quistes muy dolorosos. Este tipo de acné se conoce como acné noduloquístico.
  • Una vez que el tapón se extirpa o se rompe y secreta todo su contenido puede dejar inflamación, dolor y cicatriz.

Cuidados personales para tratar el acné

La higiene personal es vital para mantener la piel limpia y reducir la acumulación de sebo y bacterias en la misma, por lo tanto, es recomendable tomar en cuenta las siguientes medidas para aliviar el acné juvenil:

  • Limpiar dirimente la piel con un jabón suave que no cause sequedad.
  • Las cremas y cosméticos para la piel deben ser elaborados a base de agua y con fórmulas especiales no comedogénicas, es decir, que se ha comprobado que su uso no obstruye los poros.
  • Es importante lavar el rostro al menos dos veces al día. También se recomienda limpiar la piel después del ejercicio.
  • Retirar el maquillaje es obligatorio para mejorar el acné juvenil.
  • No se debe lavar o restregar la piel de forma repetida.
  • No se debe tocar el rostro con las manos sucias.
  • Se recomienda mantener el cabello hacia atrás, sin tocar el rostro, sobre todo si es de tipo grasoso.
Acné juvenil: causas y tratamiento - Cuidados personales para tratar el acné

Tratamiento para el acné juvenil

Cuando el acné juvenil está comenzando o no es de tipo crónico puede ser tratado con medicinas de venta libre que ofrecen desinflamar las lesiones hasta eliminarlas. Por lo general se trata de cremas o geles de uso tópico que suelen contener ácido salicílico, peróxido de benzoilo, azufre o resorcinol. Dichos compuestos actúan secando el aceite producido por las glándulas sebáceas, eliminando las bacterias y descamando la capa más superficial de la piel. También se sabe que la exposición solar ayuda a disminuir los brotes, aunque no cure el acné.

Si las medicinas de venta libre no brindaron una mejoría al acné juvenil es recomendable acudir al dermatólogo para un estudio profundo de la piel y de la condición así como para que recete un tratamiento más fuerte o analizar otras opciones. Algunas maneras en que el médico puede sugerir tratar el acné son:

  • Usando antibióticos tópicos y orales, ya que han sido de gran ayuda para eliminar el acné en algunas personas.
  • Aplicando cremas tópicas elaboradas con los componentes mencionados anteriormente.
  • Preparando una crema exclusiva para la piel del adolescente con acné.
  • En caso de acné juvenil en mujeres puede que sea necesario controlar el desorden hormonal a través de pastillas anticonceptivas. Usualmente el acné se controla después de terminar la primera caja de píldoras.
  • La extirpación, drenaje o inyección de los granos puede ser de gran utilidad en caso de acné crónico que genera pústulas muy grandes.
  • El acné juvenil suele ser una enfermedad pasajera que se controla una vez que el adolescente abandona la pubertad, por lo tanto es muy poco probable que sea necesario tratarlo con terapias de láser, quimioabrasión o microdermoabrasión. En caso de que el acné se cronifique si que podrás necesitar una terapia para eliminar cicatrices de acné con láser, en este artículo te explicamos cómo.
  • En el siguiente artículo encontrarás los mejores remedios caseros para el acné.

Lo que no se debe hacer

  • No se deben extirpar ni frotar los granos con las manos, ya que podemos hacer que la piel se infecte y la espinilla empeore.
  • No se deben utilizar bandas en la frente, gorras o sombreros.
  • No se debe tocar el rostro con las manos.
  • No se debe dejar el maquillaje por las noches.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Acné juvenil: causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Piel, cabello y uñas.

Escribir comentario sobre Acné juvenil: causas y tratamiento

¿Qué te ha parecido el artículo?

Acné juvenil: causas y tratamiento
1 de 3
Acné juvenil: causas y tratamiento

Volver arriba