Compartir

Aneurisma de aorta abdominal: síntomas y tratamiento

Aneurisma de aorta abdominal: síntomas y tratamiento

Quizás te han diagnosticado aneurisma de aorta abdominal y no sepas lo que implica, o quizás sí conoces esta dolencia, pero te gustaría saber cómo puedes detectar sus síntomas y cuáles son sus tratamientos. En este artículo de ONsalus, vamos a hablar sobre el aneurisma de aorta abdominal, sus síntomas y su tratamiento.

El aneurisma de aorta abdominal es el agrandamiento de una parte de la aorta, es decir de la arteria principal de nuestro cuerpo, encargada de repartir la sangre desde el corazón a los demás puntos. Así, si no funciona bien, podemos estar ante una enfermedad que pone en riesgo nuestra vida.

Aneurisma de aorta abdominal: causas

Como bien hemos comentado, es el agrandamiento de una parte de la arteria aorta que se produce cuando en las paredes de esta arteria tiene lugar una acumulación de placa y se van volviendo débiles y perdiendo fuerza, con lo que la placa engrandece la zona y lleva las paredes hacia el exterior. El tamaño habitual de la aorta se ve aumentado en un 50% en la zona afectada. Es común que suceda en la zona del abdomen, aunque podría producirse en cualquiera de los puntos de la arteria.

El mayor problema de la aneurisma aorta abdominal, o el caso extremo, es que se produzca una rotura del tejido por culpa de la dilatación de la zona. Eso supondría un grave problema de salud, que podría conllevar la muerte si no es tratado de forma inmediata.

Las causas del aneurisma de aorta abdominal que se han conocido son pocas, pero a continuación presentamos las más comunes:

  • Existe un componente hereditario, ya que las personas con antecedentes familiares que han sufrido esta enfermedad suelen ser más propensas a padecerla.
  • También pueden ser causadas por heridas anteriores que generan una mala curación y debilitan las paredes de la aorta.
  • Otra causa común es la infección bacteriana en la pared arterial, lo que la debilita y la puede engrandecer, a parte de poder generar otras enfermedades por contaminación o bacterias.
  • Padecer arteriosclerosis, una enfermedad que afecta de forma directa a las membranas del tejido de las paredes de las arterias.
  • Enfermedades pulmonares obstructivas crónicas: también pueden causar esta enfermedad debido a que pueden generar una mala circulación de células y un regeneramiento lento que puede afectar de forma directa a las arterias.
  • Sufrir el síndrome de Marfan: enfermedad de los tejidos conectivos, con su flaqueza y falta de fuerza. Estos tejidos son los que componen la arteria aorta, por lo que si se sufre este síndrome, es probable que se nos engrandezca la arteria.
  • Derivada de otras enfermedades como colesterol alto, hipertensión o la formación común de trombos, es decir, trombosis.
  • El género y la edad son dos aspectos que también influyen. Los hombres tienen más tendencia a sufrir este problema a partir de los 55 años.
Aneurisma de aorta abdominal: síntomas y tratamiento - Aneurisma de aorta abdominal: causas

Síntomas de aneurisma de aorta abdominal

El aneurisma de aorta abdominal es una enfermedad que se produce en el interior de nuestro sistema y que se presenta de forma asintomática o con pocos síntomas y de forma sutil, lo que hace que sea difícil conocerla rápidamente y que, en muchas ocasiones, se encuentre a causa de la realización de pruebas por otras dolencias. Además, los síntomas suelen presentarse en el momento de rotura de la pared de la aorta, lo que complica su tratamiento, ya que es una situación de alto riesgo. Vamos a conocer los síntomas de aneurisma de aorta abdominal más comunes:

  • Dolor punzante en la espalda: en especial, en la zona lumbar y torácica. Se produce por la presión que genera el engrandecimiento y, a menudo, suele desaparecer cambiando de postura.
  • Dolor constante en el abdomen: sensación de presión. También producido por la presión que genera la ampliación de la aorta en las demás zonas del cuerpo. Suele sufrirse en la zona bajo abdominal o en la abdominal alta.
  • Notar un bulto en el abdomen: que se puede palpar con los dedos pero que tiene cierto movimiento. Podríamos estar tocando directamente nuestra propia aorta con los dedos, lo que nos indicaría que su tamaño ha aumentado mucho y deberíamos ir al hospital de forma inherente.
  • Náuseas y vómitos: causados por la presión realizada en la zona estomacal y por la falta de circulación sanguínea de nuestro cuerpo.
  • Taquicardia o frecuencia cardíaca muy elevada: la dificultad para bombear la sangre, trasladarla a todo el cuerpo y volver a llevarla al corazón a través de esta arteria provoca un aumento de la frecuencia cardíaca que puede comportar taquicardias, arritmias o problemas cardiovasculares.
  • Fiebre: ante un problema físico e inmunológico, nuestro cuerpo puede reaccionar generando fiebre. En el caso de que esto suceda, deberás acudir a tu médico.
  • Desmayos y pérdida de consciencia: normalmente, debidos a que la ruptura de la arteria ya se ha realizado y se pierde sangre.
  • Estado de shock: en los casos más graves, cuando la rotura es grave la persona puede entrar en estado de shock y deberá ser trasladada de forma inmediata a un hospital para que se realicen las técnicas médicas adecuadas.

Aneurisma de aorta abdominal: tratamiento

Cuando se diagnostica esta enfermedad, pasando por un proceso de análisis corporal, como palpados, ecografías, radiografías, resonancias magnéticas o por exploraciones de tomografías computarizadas, es decir, con rayos X, se detecta y se hace un diagnóstico adaptado. Al saber su tamaño, el grado de implicación a nivel corporal y los daños y peligro de la situación, se actuará de una forma u otra. Los tratamientos del aneurisma aórtico abdominal más comunes, explicados en orden ascendente de gravedad, son los siguientes:

  • Controles periódicos: cuando el aneurisma de aorta abdominal es de un tamaño inferior a los 3 cm y no presenta motivos para pensar en una ampliación inmediata de su tamaño, se realizarán controles médicos periódicos para ver cómo avanza y si necesita de un tratamiento más fuerte.
  • Cirugía planificada con injerto: o reparación endovascular del aneurisma. En el caso que tenga un tamaño amenazador, pero no tan grande como para tener que realizar una operación de urgencia, se realizará la cirugía de forma programada. Consiste en la colocación de un injerto sintético en el interior de la arteria que corregirá de forma automática el aneurisma, permitiendo que la sangre fluya por el injerto y no por las paredes del aneurisma. Para realizar la operación, se hacen pequeñas incisiones en la ingle y a partir de allí, ayudado con cámaras y rayos X, se coloca el injerto en la zona deseada.
  • Cirugía de urgencia: en el caso de encontrarnos ante una situación de riesgo inminente de rotura por un tamaño muy elevado o, directamente, ante una ruptura de las cavidades arteriales, se realizará una operación quirúrgica de urgencia a abdomen abierto. En esta operación, se coloca un injerto en la aorta, que evita que la sangre pase por el aneurisma y circule por su interior.

Cualquier cirugía tiene un riesgo de por sí, pero es cierto que la de urgencia se realiza porque el caso particular de la persona ya es de alto riesgo, lo que puede conllevar una operación complicada y si no se detecta a tiempo, sin éxito.

Es importante realizar las visitas médicas apropiadas para cada caso, los análisis que los profesionales nos propongan y estar atentos a nuestro propio cuerpo, volviendo a visitar al médico en caso de notar algún aspecto extraño. Esta costumbre nos puede favorecer y ayudar a mantener unos diagnósticos preventivos y una vida saludable.

Aneurisma de aorta abdominal: síntomas y tratamiento - Aneurisma de aorta abdominal: tratamiento

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Aneurisma de aorta abdominal: síntomas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Sangre, corazón y circulación.

Escribir comentario sobre Aneurisma de aorta abdominal: síntomas y tratamiento

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
Su valoración:
Guillermo Rummel
Muchas gracias por la información me ha parecido muy interesante

Aneurisma de aorta abdominal: síntomas y tratamiento
1 de 3
Aneurisma de aorta abdominal: síntomas y tratamiento

Volver arriba