Compartir

Dejar de fumar con hipnosis

Por Aleix Cardona, Periodista especializado en salud y bienestar. 29 junio 2016
Dejar de fumar con hipnosis

Dejar de fumar tiene unos efectos inmediatos sobre tu salud, abandonar el tabaco supone una liberación emocional a la vez que te proporciona más bienestar. Sin embargo, para ganarte la libertad hay que sufrir y el proceso de dejar de fumar es muy costoso y complicado.

Cualquiera que haya intentado dejar de fumar es consciente de la dureza que supone superar el síndrome de abstinencia, sin embargo, puede que nuevas alternativas faciliten en gran medida esta renovación personal. Terapias como la hipnosis pueden ser una magnífica solución para abandonar los malos humos sin tantas dificultades físicas y emocionales.

A continuación, en ONsalus, te explicaremos cómo funciona y cómo es el dejar de fumar con hipnosis.

También te puede interesar: Dejar de fumar con acupuntura

¿Por qué cuesta tanto dejar de fumar?

Aunque todo el mundo conoce los efectos adictivos del tabaco, no es hasta que uno se enfrenta al reto de dejarlo cuando se da realmente cuenta del enorme poder adictivo que tiene esta substancia.

La adicción al tabaco funciona a dos niveles distintos, por una parte hay la adicción física a la nicotina, que aparece a partir de las horas de haber fumado el último cigarro y se extiende durante las primeras semanas, sin embargo, una vez el cuerpo ya se ha acostumbrado a vivir sin nicotina, el cerebro aún no se ha acostumbrado a no fumar, aún existe el hábito y la adicción psicológica, que es la más difícil de afrontar.

Los expertos en hipnosis señalan que es en el subconsciente de la persona donde habita la adicción, ya que es allí donde se mantiene intacta la autoimagen como fumador. El objetivo de la hipnosis para dejar de fumar es transformar esa autoimagen, hacer que el paciente deje de verse a si mismo como un fumador o como un ex fumador sino como un no fumador. De esta forma aseguran alcanzar un 80% de éxito, unas cifras muchísimo más elevadas que los que lo intentan por los métodos más tradicionales.

Dejar de fumar con hipnosis - ¿Por qué cuesta tanto dejar de fumar?

Aprender a sentir indiferencia hacia el tabaco

El objetivo de la terapia por hipnosis es que el paciente no sienta ninguna emoción respecto al tabaco: ni que se sienta atraído ni que tenga miedo de una posible recaída. Es por eso que gran parte del tratamiento se hace cerca de un paquete de tabaco, a diferencia de muchos otros métodos, ya que así, jugando con los cigarrillos, se afrontan los miedos para poder superarlos.

La finalidad de este tratamiento no es solo dejar de fumar, sino que es dejar de que haya una necesidad de hacerlo. Este no debe ser un proceso traumático, sino que debe ser un proceso agradable mediante el cual recuperas salud y libertad y por eso la técnica de hipnosis va destinada a combatir la ansiedad mediante el aumento del autoestima. Al final del tratamiento se consigue que el paciente sienta indiferencia respecto al tabaco, ya que no solo se suprimen los síntomas, sino que se soluciona el problema de raíz.

Dejar de fumar con hipnosis - Aprender a sentir indiferencia hacia el tabaco

Nada que ver con lo que vemos en pantalla

Cuando pensamos en la hipnosis nos viene a la cabeza un hombre siniestro con frac, que nos deja dormidos, quedando a merced de su voluntad. La realidad es bastante más simple, menos mágica y se aleja mucho de lo que vemos en las películas.

La persona que es hipnotizada en todo momento es consciente de lo que está ocurriendo, no pierde ni la consciencia ni el control sobre si mismo, simplemente está en un estado de relajación en el cual se siente bien y se olvida de la ansiedad, de esta forma se siente más segura y motivada, por lo que es más fácil que cumpla sus propósitos.

Los expertos aseguran que a través de esta técnica se deja de fumar sin esfuerzo y casi sin darse cuenta, los tiempos en los que se consigue son variables: hay gente que lo consigue en la primera sesión, otros tardan una semana y algunos más, pero por lo general se aconsejan entre 3 y 5 sesiones para asegurarse de conseguir unos resultados duraderos.

Dejar de fumar con hipnosis - Nada que ver con lo que vemos en pantalla

¿Cómo es la terapia por hipnosis?

La sesión empieza con una entrevista, con preguntas acerca de la relación que el paciente mantiene con el tabaco ¿cómo te hace sentir el tabaco?, ¿calma tu ansiedad? o ¿fumas cuando estás estresado? son algunas de las preguntas que el terapeuta hace y que van orientadas a que el paciente se de cuenta de la relación de dependencia que ha establecido con esta substancia.

A continuación dirige sus esfuerzos a hacerle comprender que el tabaco no le hace un efecto calmante, sino que es la ausencia de este lo que le causa la ansiedad y el estrés. A partir de aquí empieza la hipnosis, buscando una concentración máxima y se introducen en el paciente mensajes negativos acerca del tabaco, sobre sus efectos sobre la salud y sobre los efectos en la vida del fumador. A su vez se realizan mensajes positivos, como imaginar como notará los sabores de la comida, como podrá oler una rosa fresca o como se sentirá cuando pueda practicar ejercicio sin cansarse.

La terapia por hipnosis no descarta que se puedan usar otros tratamientos para dejar de fumar, como el uso de substitutos del tabaco, de hecho la combinación de tratamientos es lo mejor, ya que ayuda a abarcar el problema tanto desde un punto de vista físico como a nivel psicológico.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Dejar de fumar con hipnosis, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Desórdenes mentales.

Escribir comentario sobre Dejar de fumar con hipnosis

¿Qué te ha parecido el artículo?

Dejar de fumar con hipnosis
1 de 4
Dejar de fumar con hipnosis

Volver arriba