Compartir

Diferencias entre sistema nervioso simpático y parasimpático

 
Por Manuel Alejandro Patiño, Psicólogo Clínico y psiconeuroinmunólogo. Actualizado: 3 noviembre 2017
Diferencias entre sistema nervioso simpático y parasimpático

El cuerpo humano se encuentra formado por distintos sistemas interconectados entre sí, los cuales a su vez presentan subsistemas que ejecutan diversos aspectos de su funcionamiento. Uno de los sistemas más fundamentales es el sistema nervioso, ya que se extiende por todo el organismo. Conocerlo ayuda a entender mejor nuestra salud y las enfermedades que puedan presentarse.

Una de las clasificaciones que se les puede dar es la de sistema nervioso simpático y parasimpático, importantes para entender nuestros biorritmos corporales. Quédate en el presente artículo de ONsalus para conocer las diferencias entre sistema nervioso simpático y parasimpático.

También te puede interesar: Por qué se duermen las yemas de los dedos

Sistema nervioso somático y autónomo

Antes de proceder a la diferenciación entre los sistemas simpático y parasimpático, hay que aclarar que no todo nuestro sistema nervioso ni nuestro cuerpo lo controlamos voluntariamente. Existe un sin fin de procesos que se hacen sin darnos cuenta cada segundo, y en cuanto al sistema nervioso, dependiendo de si se involucran en procesos conscientes o no, se clasifican en:

  • Sistema nervioso somático: relacionado a las acciones voluntarias y conscientes. Enlazado a los músculos encargados de movimientos como de extremidades, rostro y músculos, de la respiración y los sentidos. Involucra principalmente al sistema nervioso periférico.
  • Sistema nervioso autónomo o neurovegetativo: involucra principalmente al sistema nervioso central y con ello a la mayoría de los procesos nerviosos involuntarios como los movimientos peristálticos, la regulación del sistema endocrino, cardiovascular y los biorritmos corporales, la producción del pensamiento, entre otras funciones. Dentro de este sistema nervioso autónomo es donde encontramos al sistema nervioso simpático y el parasimpático.
Diferencias entre sistema nervioso simpático y parasimpático - Sistema nervioso somático y autónomo

Sistema nervioso simpático

Este sistema se encuentra asociado a la activación de respuestas de alarma y de estrés ante estímulos no neutros, es decir que de alguna forma signifiquen para el cuerpo la pérdida de homeostasis y seguridad. De esta forma, el sistema nervioso simpático se asocia psicológicamente a cualquier reacción que involucre emociones como miedo, angustia, euforia, rabia y placer.

También interviene en la realización de ejercicio físico, al favorecer la irrigación sanguínea a los músculos lisos o motores como los de las extremidades, además, como parte del sistema nervioso autónomo, sus principales inervaciones son con las glándulas. Otras de las respuestas de las cuales se encarga el sistema nervioso simpático son:

  • Dilatación de las pupilas
  • Aceleración del ritmo cardiorrespiratorio
  • Dilatación de los bronquios para poder utilizar mayor cantidad de aire
  • Sudoración excesiva
  • Producción de calor y gasto de energía
  • Estimulación de glándulas suprarrenales y aumento de adrenalina, noradrenalina y cortisol en sangre.
  • Disminuye o ralentiza las contracciones peristálticas y la digestión.

Sistema nervioso parasimpático

Este es el sistema opuesto al sistema nervioso simpático. Si bien sigue funcionando inconscientemente, mientras el sistema simpático activa condiciones de alarma, estrés y acción física en general, el parasimpático procede a tomar protagonismo durante el sueño, reposo y luego de comer adecuadamente y a grandes bocados. Hacemos esta aclaratoria ya que el comer de a muy poca cantidad, sólo un par de golosinas o llenos de estrés no permite una correcta digestión y los sistemas involucrados, entre los que se incluyen el sistema nervioso parasimpático.

Entre los efectos que produce la activación del eje parasimpático se encuentran:

  • Relajación muscular
  • Contracción de las pupilas
  • Ahorro de energía y del calor corporal
  • Reducción del ritmo cardíaco y respiratorio
  • Aumento de la actividad peristáltica, tono muscular gastrointestinal y secreción de enzimas digestivas (estimula la digestión)
  • Reparación de tejidos y aumento de actividad inmunológica
  • Aumento en la producción de acetilcolina y serotonina
  • Secreción de melatonina (durante el sueño)
Diferencias entre sistema nervioso simpático y parasimpático - Sistema nervioso parasimpático

Tomando conciencia de nuestros sistemas

Aunque ya hemos visto que estos sistemas funcionan de manera autónoma (y menos mal, pues nos sería imposible coordinar conscientemente todas estas funciones), sí es posible regular y en cierta forma controlar la actividad de estos sistemas como una forma de tomar consciencia de nuestra salud y cuidarla. Como podrás haber percibido, cada uno de ellos es protagonista en fases específicas de nuestro biorritmo.

Por ello es importante en primer lugar respetar nuestros biorritmos naturales:

  • Los ciclos y horas de sueño y vigilia
  • Comer 3 veces al día balanceadamente, sin estrés
  • Reposar después de las comidas (basta descansar, la siesta no es necesaria)
  • Hidratarnos correctamente
  • Ritmo respiratorio

En segundo lugar, existen dos puentes de enlace entre nuestra conciencia y la regulación directa de estos sistemas:

  • La respiración: es una función influenciable por nuestra conciencia así como por nuestro sistema autónomo. Tomar conciencia constante de ella y mejorarla nos facilitará una mayor conexión y comprensión de nuestro organismo.
  • Estimulación del nervio vago: este es un par craneal que se extiende desde el cerebro hacia el cuerpo, formando parte del sistema nervioso autónomo y de funciones tanto simpáticas como parasimpáticas. La corrección de las posturas diarias, más la práctica de yoga, pilates y otros ejercicios para estimular el nervio vago permiten un mayor control sobre estas funciones.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Diferencias entre sistema nervioso simpático y parasimpático, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Cerebro y nervios.

Escribir comentario sobre Diferencias entre sistema nervioso simpático y parasimpático

¿Qué te ha parecido el artículo?

Diferencias entre sistema nervioso simpático y parasimpático
1 de 3
Diferencias entre sistema nervioso simpático y parasimpático

Volver arriba