Compartir

Enterovirus D68: contagio, síntomas y tratamiento

Valoración: 5.0 | 3 votos
Enterovirus D68: contagio, síntomas y tratamiento

El enterovirus D68 es un virus altamente contagioso cuyos síntomas son en un principio similares a los de una gripe, pero a medida que la infección avanza se incrementa el riesgo de que afecte los pulmones ocasionando neumonía, así como problemas neurológicos y parálisis, complicaciones que se han presentado solo en casos concretos pero que existen.

Los niños son los que padecen un mayor riesgo de contraer la enfermedad, especialmente aquellos con cuadros respiratorios como el asma, quienes cuentan con una mayor posibilidad de presentar complicaciones. En este artículo de ONsalus te explicamos más acerca del enterovirus D68, su contagio, síntomas y tratamiento.

    Índice
  1. ¿Qué es el enterovirus D68?
  2. Formas de contagio
  3. Síntomas del enterovirus D68
  4. Tratamiento de esta condición
  5. Consejos para prevenir el enterovirus D68
  6. Medidas para proteger a los niños con asma
  • ¿Qué es el enterovirus D68?

    El enterovirus D68 es un enterovirus del tipo no polio que se detectó por primera vez en California en el año 1962. Hasta el 2014 esta condición era poco común y con una baja incidencia, sin embargo en ese año un brote en varios sectores de los Estados Unidos que afectó a una importante cantidad de niños lo puso nuevamente en el panorama, alertando acerca de sus peligros especialmente para los niños con condiciones respiratorias como el asma.

    Este virus afecta el tracto respiratorio dando inicio a un proceso agudo que generalmente es leve y pasa por sí solo. Sin embargo, los pequeños menores de 3 años y aquellos niños con condiciones respiratorias como el asma son más propensos a complicaciones, en esos casos el virus puede atacar las vías respiratorias bajas ocasionando neumonía. Algunos pacientes desarrollan complicaciones mayores como dificultad para respirar, lo que requiere de hospitalización inmediata y en algunos casos de conexión a un respirador artificial.

    En casos igualmente poco frecuentes, la infección respiratoria ocasiona síntomas neurológicos y debilidad muscular, un cuadro que amerita hospitalización y una estricta evaluación medica.

    ¿Qué es el enterovirus D68?
  • Formas de contagio

    Al igual que otros virus como la influenza, la forma de contagio del enterovirus D68 es a través del contacto con las secreciones de la persona infectada, entre las que se incluye la saliva, la flema y los fluidos nasales. El estornudo, la tos, tocar con las manos un objeto o superficie infectado con el virus y luego tocar nuestras mucosas, o tener intercambio de fluidos y contacto estrecho con una persona infectada, son las principales formas de contagio.

  • Síntomas del enterovirus D68

    Los pacientes afectados por este virus suelen presentar síntomas leves que pasan por si solos, sin embargo en algunos casos los mismos se tornan más serios presentando complicaciones mayores.

    Los primeros síntomas de esta condición son similares a los de una gripe e incluyen:

    • Fiebre
    • Estornudos y tos
    • Dolor de garganta
    • Dolor muscular
    • Goteo nasal

    Si la infección avanza hasta las vías respiratorias bajas, pueden presentarse señales más graves como:

    • Respiración con silbidos
    • Dificultad para respirar

    Ante estas señales se debe acudir de inmediato a un centro de asistencia sanitaria, pues el cuadro podría complicarse conduciendo a una neumonía o a insuficiencia respiratoria que requiera de hospitalización. En casos menos frecuentes, algunos pacientes han presentado sarpullido en la piel, miocarditis, debilidad muscular progresiva o encefalitis aguda.

    Síntomas del enterovirus D68
  • Tratamiento de esta condición

    No existe un tratamiento específico para el enterovirus D68, el cuerpo por sí solo suele defenderse y recuperarse de esta condición que en la mayor parte de los casos presenta síntomas leves. Los pacientes pueden tomar medicación de venta libre para el tratamiento de la fiebre y los dolores musculares, sin embargo nunca debe administrarse aspirinas a los menores de 18 años.

    Además es importante tomar otras medidas para el tratamiento de los síntomas, por ejemplo:

    • Mantener una adecuada hidratación para reducir la fiebre y facilitar la expulsión de la mucosidad.
    • El uso de solución salina aplicada en la nariz para favorecer la descongestión nasal y la eliminación de moco.
    • Baños de vapor para descongestionar la nariz.
    • La ingesta de bebidas calientes como el té con limón y miel, la infusión de jengibre o una buena sopa de pollo, que ayudarán a reducir las molestias y mejorar el estado general del paciente.
    • Reposo para garantizar una mejor recuperación.

    En el caso de que se presente dificultad respiratoria es importante acudir de inmediato a un hospital, pues puede ser necesario ingresar al paciente para su evaluación.

  • Consejos para prevenir el enterovirus D68

    Es importante tener en cuenta algunas medidas simples que debemos seguir tanto en casa como fuera de ella, con el fin de evitar la propagación de este virus. Estas recomendaciones son especialmente importantes tanto para niños como para sus padres:

    • Lavarse las manos de forma frecuente con abundante jabón durante al menos 20 segundos. Tras estornudar o sonar la nariz es importante lavar las manos de inmediato.
    • Evitar manipular nuestra boca, nariz u ojos con las manos sucias, pues mediante nuestras manos podemos transmitir cualquier virus.
    • Tapa tu boca cada vez que estornudes o tosas usando un pañuelo de tela o papel.
    • No mantengas contacto estrecho con personas resfriadas, con gripe o enfermas, tampoco compartas objetos personales como cubiertos, vasos, cepillos dentales, etc.
    • Limpia con frecuencia los juguetes de tus hijos y las superficies donde suelen jugar para mantenerlas desinfectadas.
    • Evita enviar al colegio a los niños cuando están enfermos, del mismo modo es oportuno que tú te quedes en casa para evitar contagiar a otros.
    Consejos para prevenir el enterovirus D68
  • Medidas para proteger a los niños con asma

    En el caso de los niños con asma, es importante extremar las medidas anteriores además de tener en cuenta otras recomendaciones oportunas:

    • Vacuna a tu pequeño contra la gripe pues este virus puede favorecer los ataques de asma y debilitar el sistema inmune del niño, haciéndolo más propenso al enterovirus D68.
    • Supervisa que tu hijo tome adecuadamente su medicación para el asma según las indicaciones del médico.
    • Garantiza que el niño siempre tenga a mano su medicación para el asma cuando no está en casa.
    • Informa a sus maestros y a cualquier persona que lo cuide acerca del asma del pequeño y el modo de actuar ante una crisis asmática.
    • Si el niño, tras una aparente gripe, presenta más dificultades respiratorias de lo normal, acude de inmediato a un centro de asistencia sanitaria.
  • Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

    Si deseas leer más artículos parecidos a Enterovirus D68: contagio, síntomas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Sistema inmunitario.

¿Te ha sido útil este artículo?
Artículos relacionados
Comenta, opina, pregunta sobre enterovirus d68: contagio, síntomas y tratamiento