Compartir

¿Eres pronador o supinador? - descúbrelo

¿Eres pronador o supinador? - descúbrelo

Probablemente muchos os hayáis sentido atraídos por este titular dada la fama que ha tomado la cuestión de la pronación y la supinación a raíz del último spot de Decathlon, pero, ¿a qué se refieren estos términos en realidad?

Si eres uno más de los que se ahora se hace estas preguntas no dudes en echar un vistazo a lo que te contamos, porque más allá de una anécdota divertida de un anuncio puede resultar de gran utilidad para la vida real.

A pesar de su extraño nombre, estos términos en realidad no hacen otra cosa que clasificar al movimiento que hace el pie al caminar. A continuación, te dejamos las claves para conocer estos conceptos y, a partir de ahí, conocerte también un poco más a ti mismo.

También te puede interesar: Remedios caseros para el dolor de cervicales

Significados

Pronación: se da cuando las personas tendemos a caminar haciendo un giro natural del pie hacia dentro, lo que a menudo resulta negativo dado que supone un exceso de empuje hacia el interior; por lo general, se denomina pronadoras a las personas que suelen juntar las rodillas o que tienen pies planos. En el peor de los casos, ser pronador podrá suponerte torceduras en el pie, en la espinilla y en la rodilla.

Supinación: ocurre todo lo contrario que en el caso anterior, pues los supinadores acostumbran a apoyar de forma especial toda la parte delantera externa del pie. La supinación excesiva puede generar problemas de rodilla y de tobillo.

¿Y tú de quién eres?'

Lo mejor para comprobar si eres pronador, supinador o si eres neutro (apoyo equilibrado) es acudir a algunas de las tiendas de deportes que ofrecen gratuitamente este servicio, pero si no también puedes utilizar alguna de las siguientes técnicas:

  1. Fíjate por dónde se desgastan antes tus zapatos y deportivas: si es en la parte exterior del talón y el interior de la parte delantera probablemente seas pronador, mientras que si se desgasta todo el lateral externo serás supinador.
  2. Moja la planta del pie en agua, retíralo y pisa como habitualmente sobre un papel para dejar una huella. Analiza entonces tu pisada y determinarás de qué 'bando' eres: plano, neutro o cavo son los indicadores del arco de la planta y los que te harán determinar los resultados.
  3. Ponte de pie con los pies juntos (descalzo) y flexiona las rodillas tres veces. Si en la última chocan las rodillas eres pronador, si se mantienen paralelas tendrás pisada neutra y si se separan demasiado significará que eres supinador.

Conocer si eres pronador o supinador te servirá para escoger las zapatillas que mejor se adaptan a tus necesidades y que, por tanto, resultarán más cómodas.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Eres pronador o supinador? - descúbrelo, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Huesos, articulaciones y músculos.

Comentarios (0)

Escribir comentario sobre ¿Eres pronador o supinador? - descúbrelo

¿Qué te ha parecido el artículo?

¿Eres pronador o supinador? - descúbrelo
1 de 3
¿Eres pronador o supinador? - descúbrelo