Compartir

La comida quemada aumenta el riesgo de padecer de cáncer

Por Ingrid Cruz, Auxiliar de farmacia. 27 octubre 2015
La comida quemada aumenta el riesgo de padecer de cáncer

Después de que la Organización Mundial de la Salud clasificara la acrilamida, un complejo orgánico que se forma por preparar los alimentos a temperaturas muy elevadas, como un producto probablemente cancerígeno nos hace plantearnos que no sólo es importante lo que comemos si no cómo lo preparamos, de igual forma otros alimentos como la carne procesada también tienen un efecto cancerígeno sobre nuestro cuerpo. El tipo de cáncer que puede producirse a partir del consumo de estas comidas es el de páncreas, generalmente difícil de detectar y fácil de extenderse. . En ONsalus te explicaremos por qué la comida quemada aumenta el riesgo de cáncer.

¿Qué es la acrilamida?

La acrilamida es una compuesto orgánico que se forma durante los procesos y las cocciones de alimentos a temperaturas superiores a los 120 grados, está presente en alimentos con almidón como las patatas fritas, galletas, cereales y panes. Además es un componente del humo del tabaco y tiene aplicaciones en la industria química, para el tratamiento de las aguas, en cosmética, en la extracción de metales y la obtención de colorantes.

La comida quemada aumenta el riesgo de padecer de cáncer - ¿Qué es la acrilamida?

¿Cómo funciona en nuestro organismo?

Cuando preparamos alimentos a altas temperaturas, ya sea al horno, fritos o asados al carbón, estos forman acrilamida por medio de reacciones químicas muy complejas llamadas reacción de Maillard, que es la encargada de darle el color a las patatas fritas, a la costra que se forma en la carne al hacerla a la barbacoa, entre otros.

Al consumir comida quemada aumentamos el riesgo de cáncer porque los nutrientes que contienen los alimentos se convierten en sustancias que no aportan ningún beneficio a nuestro organismo, calentar o cocinar demasiado un alimento, e incluso almacenarlo por un tiempo muy prolongado, aumenta el dióxido de carbono que este pueda contener, y las toxinas que se crean son acumulativas, lo que hace que el funcionamiento de nuestro cuerpo desmejore. También hay que tomar en cuenta el impacto en las células del organismo, ya que el exceso de toxinas son un tipo de radical libre que las ataca directamente.

La comida quemada aumenta el riesgo de padecer de cáncer - ¿Cómo funciona en nuestro organismo?

Recomendaciones

El tipo de cáncer que se generaría a partir del consumo de comida quemada es el de páncreas, lo que es un riesgo porque suele no presentar síntomas y cuando es detectado se extiende rápidamente.

A pesar del daño que puede producir la acrilamida, no es necesario sacar por completo estos alimentos de nuestra dieta, pero sí regular su consumo. Existen algunas recomendaciones que nos ayudarán a disminuir los riesgos de cáncer por el consumo de comida quemada:

  • Tuesta el pan hasta que esté dorado.
  • Guarda las patatas fuera de la nevera, ya que al cocinarlas aumentan el nivel de acrilamida.
  • Las personas que prefieren la carne muy hecha tienen 60% más probabilidad de padecer cáncer de páncreas.
  • Al freír patatas evita que lleguen al color marrón, es allí donde el contenido de acrilamida es más elevado.
  • Consuma lácteos desnatados, verduras, frutas y cereales integrales, para ayudar al sistema digestivo, ya que la acrilamida es difícil de digerir.
  • Opte por alimentos bajos en grasas saturada.
La comida quemada aumenta el riesgo de padecer de cáncer - Recomendaciones

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a La comida quemada aumenta el riesgo de padecer de cáncer, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Sistema endocrino.

Escribir comentario sobre La comida quemada aumenta el riesgo de padecer de cáncer

¿Qué te ha parecido el artículo?

La comida quemada aumenta el riesgo de padecer de cáncer
1 de 4
La comida quemada aumenta el riesgo de padecer de cáncer

Volver arriba