Compartir

Propiedades del aceite de ricino

Propiedades del aceite de ricino

El aceite de ricino o aceite de castor es un producto excelente para cuidar la salud de nuestro cuerpo, como el pelo, pestañas, piel, uñas, etc. Este aceite proviene de un arbusto con grandes hojas cuya forma recuerda a las de un abanico, sus flores son naranjas y su fruto está rodeado de espinas. Actualmente, existe controversia por el hecho de que el aceite de ricino es considerado tóxico en el momento en el que se vuelve rancio; no obstante, este aceite tiene una vida útil larga si lo conservamos bien. Por ello, en este artículo de ONsalus te damos a conocer las propiedades del aceite de ricino, además de sus contraindicaciones.

También te puede interesar: Propiedades del aceite de ciprés

El aceite de ricino: de dónde viene

El aceite de ricino se extrae de un pequeño arbusto. Es una plana originaria de la India conocida como Palma Christe, puesto que se comparaba sus hojas con las manos de Cristo. Esta misma simbología reforzó su carácter curativo, lo que le ha otorgado un gran reconocimiento y popularidad para tratar diversos problemas derivados de la salud humana. En primer lugar, debemos saber que el aceite de ricino no debe utilizarse internamente, es decir, no se debe consumir vía oral, sino que se aplica de forma externa en la piel, pelo, uñas, etc. Este aceite se elabora con la semilla del arbusto y tiene un alto contenido en ácidos grasos, lo que le confiere, en gran parte, la capacidad de sus propiedades curativas. Es uno de los remedios caseros para el estreñimiento más popularizados. Además, permite fortalecer el sistema inmunológico, y es un potente agente antibacteriano, antiviral y fungicida.

Propiedades del aceite de ricino - El aceite de ricino: de dónde viene

Aceite de ricino para el pelo

La caída del cabello es algo muy común tanto en hombres como en mujeres, consecuencia de la edad, el estrés, ansiedad o por llevar una dieta poco equilibrada. El aceite de ricino permite que el cabello presente un aspecto fuerte, con brillo y radiante, además de estimular su crecimiento. Por ello, una de las propiedades del aceite de ricino es la de combatir la alopecia y beneficiar la salud capilar. Para ello, debemos asegurarnos de que el aceite de ricino es totalmente natural, lo que implica que sea crudo, puesto que el procesado puede perder algunas de sus propiedades naturales. Una vez tenemos el aceite de ricino, lo aplicamos en el cabello con un poco de agua y champú alrededor de 15 minutos. Otra opción es aplicarlo durante la noche y dormir con un gorro de cucha para evitar manchar la almohada, y extraerlo al día siguiente. Deshacerse del aceite de ricino puede resultar algo complicado debido a su consistencia, por lo que es recomendable ducharse y aclararse el pelo concienzudamente. Asimismo, podemos utilizar el aceite de ricino para la barba, puesto que puede contribuir al aumento de su crecimiento del mismo modo que el cabello.

Propiedades del aceite de ricino - Aceite de ricino para el pelo

Aceite de ricino para las pestañas, cejas y uñas

Otra de las propiedades del ricino es la de estimular el crecimiento de las pestañas, a la vez que podemos hacer que luzcan más abundantes y alargadas. Para ello, es necesario hacerse con una brocha de un rimmel que no se utilice, sumergirlo en el aceite de ricino y aplicarlo en las pestañas, desde la parte interna hasta la externa de las mismas. Es recomendable tratar de limpiar los poros de la zona para obtener la máxima eficacia facilitando la penetración del aceite. Del mismo modo, podemos aplicar el aceite de ricino con la brocha del rimmel sobre ambas cejas, para conseguir que adquieran un aspecto más brillante y saludable.

Por otro lado, el aceite de ricino se aplica para las uñas quebradizas y frágiles. En esta ocasión, también podemos utilizar un algodón para impregnarlo del aceite de ricino y aplicarlo sobre cada uña, dejando que actúe. Su efecto beneficioso para las uñas se debe a que contiene vitamina E, lo que les otorgará un aspecto mucho más saludable.

Propiedades del aceite de ricino - Aceite de ricino para las pestañas, cejas y uñas

Aceite de ricino para la piel

El aceite de ricino tiene múltiples efectos beneficiosos para la piel que permiten su uso en varias situaciones. De forma general, las propiedades del aceite de ricino hacen que la piel se mantenga hidratada, siendo uno de los componentes de muchas de las cremas para la piel. Protege y suaviza la dermis, una de las capas de la piel y protege aquellas pieles que tienden a estar secas. Del mismo modo, el aceite de ricino previene las arrugas de la piel.

  • Callos. Untar un poco de algodón con aceite de ricino y aplicarlo suavemente sobre los callos, logrará que estos se ablanden y resulte mucho más sencillo deshacerse de ellos. Es necesario realizar este paso durante un mínimo de 15 minutos para logras que el callo se humedezca lo suficiente como para ablandarse.
  • Ojeras. Las ojeras son uno de los símbolos de la piel que peor aspecto pueden otorgar a la persona, reflejando una sensación de falta de cuidado y bienestar en una persona. Las propiedades del aceite de ricino permiten que estas desaparezcan rápidamente. Tan solo debemos impregnar un algodón con aceite de ricino y humedecer la zona de las ojeras, dejando actuar durante unas horas. Procura que el aceite de ricino no entre en los ojos para evitar irritaciones.
  • Quitar un lunar. Una de las propiedades del aceite de ricino más popularizadas, es aquella que ayuda a extraer lunares. Para ello, se mezcla bicarbonato de sodio junto con aceite de ricino, se aplica sobre el lunar y poner una tirita o una gasa para dejar que haga efecto. Dejar que actúe toda la noche durante varios días hasta la desaparición del lunar.
    Recuerda que las personas con muchos lunares deben acudir más frecuentemente al dermatólogo para revisar posibles melanomas.
  • Acné. El aceite de ricino puede utilizarse para tratar el acné, puesto que limpia las impurezas y estimula la cicatrización.
Propiedades del aceite de ricino - Aceite de ricino para la piel

Otros usos del aceite de ricino

El aceite de ricino se ha utilizado para aliviar los dolores generados por la artritis. Su uso se basa en calentar unas cucharadas de aceite de ricino en una sartén durante unos minutos. Posteriormente, se impregna un algodón y se coloca sobre la zona que presenta dolor, esparciendo el líquido con suaves masajes. Si además, colocamos una almohadilla eléctrica para mantener la zona caliente durante media hora, conseguiremos la máxima eficacia. En este artículo puedes consultar más remedios caseros para la artritis.

Las propiedades del aceite de ricino le convierten en un excelente remedio para tratar algunos dolores derivados de problemas estomacales, como aquellos derivados de la colitis ulcerosa. En estos casos, el aceite de ricino permite reducir el dolor aplicando una compres en la parte baja del vientre impregnada con aceite de ricino. Además, al igual que el caso anterior, servirse de una almohadilla eléctrica puede ayudar a incrementar el efecto beneficioso. Esto se puede realizar dos veces al día.

Propiedades del aceite de ricino - Otros usos del aceite de ricino

Contraindicaciones del aceite de ricino

Como hemos explicado al inicio del artículo, el aceite de ricino ha sido cuestionado por su alta toxicidad cuando este se vuelve rancio con el tiempo. Por ello, es importante conservar el aceite de ricino en un recipiente adecuado, evitando que entre aire, y mantenerlo en un lugar seco y limpio. Algunas de las contradicciones de este aceite son las siguientes:

  • Mujeres embarazadas. Su uso no se recomienda en el caso de mujeres embarazadas o en período de lactancia.
  • Evitar su uso en los ojo en caso de que exista algún problema en los mismos.
  • No se recomienda su uso durante la menstruación.
  • No utilizarlo en caso de padecer de apendicitis.
  • No utilizarlo en casos de color irritable o enfermedad de Crohn, entre otras.

Además, en caso de sobredosis:

  • Sistema gastrointestinal. Puede provocar diarrea.
  • Calambres en los músculos.
  • Sistema cardiovascular. Arritmias, es decir, presencia de latidos irregulares en el corazón.
  • Tegumentario. Irritación en la dermis.

En cualquier caso, si dudas acerca de su uso, lo más recomendable es acudir a un especialista para que pueda asesorarte.

Propiedades del aceite de ricino - Contraindicaciones del aceite de ricino

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Propiedades del aceite de ricino, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Bienestar.

Escribir comentario sobre Propiedades del aceite de ricino

¿Qué te ha parecido el artículo?

Propiedades del aceite de ricino
1 de 7
Propiedades del aceite de ricino

Volver arriba