Compartir

Remedios caseros para el dolor de garganta

Por Natalia Ferrer, Periodista especializada en salud. Actualizado: 26 octubre 2015
Remedios caseros para el dolor de garganta

Aunque puede presentarse en cualquier momento del año, el dolor de garganta es un síntoma muy propio de los meses de frío o las temporadas lluviosas, viniendo acompañado muchas veces de los resfriados, las gripes o las diversas infecciones bacterianas que atacan esta zona, dando origen a patologías como la amigdalitis. Lo cierto es que cuanto más rápido lo atendamos mucho mejor, de este modo evitamos que las molestias aumenten o avancen hasta convertirse en una infección más importante. Por eso en ONsalus te damos los mejores remedios caseros para el dolor de garganta.

También te puede interesar: Remedios caseros para placas en la garganta

Causas del dolor de garganta

En ocasiones buscamos remedios caseros para el dolor de garganta sin tener claro la causa del mismo e ignorando que, en ciertos casos, las opciones naturales no son válidas y servirán de muy poco.

Las causas más frecuentes de estas molestias son:

  • Infecciones por bacterias: suelen penetrar en nuestro cuerpo junto con un virus, pero causando efectos diferentes. La inflamación, el dolor y la aparición de pus son los síntomas más típicos de esta condición, ocasionada normalmente por la bacteria del estreptococo, que produce condiciones como la amigdalitis o la faringitis. Si este es el caso el tratamiento que acabará con el problema debe ser antibiótico y recetado por un médico, por lo que los remedios caseros solo ayudarán a aliviar ligeramente las molestias pero difícilmente a curarlas del todo.
  • Infecciones por virus: se producen normalmente cuando nos contagiamos de una gripe o un resfriado. En este caso ciertas soluciones pueden ayudar a disminuir el dolor o la inflamación.
  • Irritaciones por factores externos: el humo del cigarro, el aire acondicionado o la calefacción, dormir con la boca abierta o estar en un ambiente en el que el aire se encuentra muy contaminado, pueden provocar molestias y dolores en esta zona que pueden ser atendidos con opciones naturales.
Remedios caseros para el dolor de garganta - Causas del dolor de garganta

Gárgaras de agua con sal para el dolor y la inflamación

La sal es uno de los mejores antisépticos que existen, ideal para calmar el dolor, reducir la inflamación y además favorecer la eliminación de posibles bacterias en la zona. Por esto las gárgaras de agua con sal son una excelente opción para tratar el dolor de garganta de forma natural.

A un vaso de agua tibia añade media cucharadita de sal, remueve bien y realiza gárgaras durante algunos segundos con el líquido, escupe y repite hasta que el vaso se acabe. Puedes hacerlo 3 veces al día hasta que sientas mejoría, se recomienda no exceder esta frecuencia o la garganta podría resecarse y las molestias aumentar.

Remedios caseros para el dolor de garganta - Gárgaras de agua con sal para el dolor y la inflamación

Miel para luchar contra virus y bacterias

La miel es un excelente antibiótico natural que además cuenta con propiedades antisépticas, por lo que es ideal para luchar contra todo tipo de infecciones siendo uno de los mejores remedios caseros para el dolor de garganta. Una de las formas más populares de usarla es añadiendo una cucharada a un té con limón, y aunque esta alternativa es excelente pues el calor siempre es agradable para una garganta inflamada y adolorida, hay una opción aún más sencilla.

Se trata de usarla a modo de jarabe tomando una cucharada colmada de miel 3 o 4 veces al día. Se recomienda mantenerla un poco en la garganta antes de tragarla, de este modo permitimos que sus propiedades actúen en esta zona aliviando las molestias.

Remedios caseros para el dolor de garganta - Miel para luchar contra virus y bacterias

Un paño con agua caliente

No todos los remedios naturales para el dolor de garganta deben actuar desde adentro, y es que una compresa o un paño empapado en agua caliente también puede ayudar a disminuir las molestias. El calor reducirá la inflamación y mejorará la circulación sanguínea de la zona, aliviando el dolor.

Envuelve tu garganta con un trapo caliente a una temperatura adecuada para tu piel, o toma una compresa caliente y colócala en esta zona asegurándote también de que la temperatura sea adecuada.

Tomillo para aliviar las molestias

El tomillo no solo es una hierba aromática intensa y deliciosa, sino que además es un excelente antiséptico natural por lo que podemos emplearlo para mejorar el dolor de garganta de dos formas:

  • En infusión: a una taza de agua recién hervida añade una cucharada de tomillo seco, deja reposar por 10 minutos, cuela, añade miel y limón al gusto y bebe cuando no esté tan caliente. Puedes tomar 3 tazas al día.
  • Para hacer gárgaras: prepara la la infusión tal y como explicamos en el paso anterior, deja que esté tibia, cuela y úsala para hacer gárgaras. Te ayudará a luchar contra la infección y a mejorar la salud de tu garganta.
Remedios caseros para el dolor de garganta - Tomillo para aliviar las molestias

Infusión de jengibre, ideal para tu garganta

El jengibre es una de las plantas con mayores beneficios que podemos encontrar. Es ideal para luchar contra la gripe, el resfriado y también las molestias respiratorias y de garganta pues combate efectivamente las bacterias, sirve como expectorante y es un excelente descongestionante, siendo uno de los mejores remedios caseros para el dolor de garganta.

Tomarla en infusión es la mejor opción para este tipo de molestias, solo debes hervir un litro de agua y añadir un tubérculo de jengibre pelado y troceado, deja que hierva 10 minutos, retira del fuego y déjalo reposar 10 minutos más. Cuela y bebe cuando esté tibio, puedes ingerir 3 tazas al día.

Remedios caseros para el dolor de garganta - Infusión de jengibre, ideal para tu garganta

Gárgaras de agua oxigenada para la infección

Si crees que ese dolor de garganta se ha convertido en infección, entonces las gárgaras de agua oxigenada son una excelente opción. Puedes optar por añadir 2 partes iguales de agua oxigenada y agua y hacer gárgaras con esta mezcla 3 veces al día, su poder desinfectante es ideal para luchar contra las bacterias y mejorar tu estado.

Una buena sopa de pollo siempre ayuda

La sopa de pollo es uno de los mejores remedios para la gripe y no es casualidad. Este plato no solo es reconfortante sino que además científicamente está probada su efectividad, pues debido a la combinación de ingredientes que le agregamos ayuda a reducir la acción de los neutrófilos, un tipo de glóbulo blanco que en su proceso por destruir las bacterias invasoras produce también que nuestros tejidos se inflamen más de la cuenta y que la mucosidad aumente.

Si quieres que esa sopa sea realmente efectiva además de pollo añade cebolla, zanahoria, patata, perejil y deja que se cocine por al menos 1 hora.

Remedios caseros para el dolor de garganta - Una buena sopa de pollo siempre ayuda

Algunas infusiones que también pueden ayudar

Además de las infusiones de tomillo y jengibre que ya te hemos recomendado, otras bebidas calientes pueden ayudarte a combatir el dolor de garganta naturalmente, estas son:

  • Té con limón y miel.
  • Manzanilla.
  • Té de regaliz.
  • Té verde.

En cada caso puedes tomar 3 tazas al día para reducir las molestias.

Otras recomendaciones para curar el dolor de garganta

Estos remedios caseros para el dolor de garganta servirán de poco si además no tienes en cuenta otras medidas para favorecer una pronta recuperación y evitar que tu garganta se irrite. Algunas recomendaciones para acabar con las molestias pronto son:

  • Evita fumar o estar en un ambiente lleno de humo, pues esto irritará notablemente tu garganta.
  • Los picantes y las especias fuertes deben evitarse por completo mientras te encuentras mal.
  • Limita también el consumo de alcohol.
  • Aunque las bebidas calientes te aliviarán es importante que las mismas no estén demasiado calientes o tu garganta podría irritarse.
  • Si hacer frío protege adecuadamente tu garganta.
  • Instala un humidificador en tu casa, te ayudará a mantener la garganta húmeda reduciendo el dolor.
  • Evita el uso de aire acondicionado o calefacción mientras te encuentres mal.

Es importante visitar a tu médico si el dolor de garganta no cede en 2 semanas o si se presenta una infección importante en la zona.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Remedios caseros para el dolor de garganta, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Oído, nariz y garganta.

Escribir comentario sobre Remedios caseros para el dolor de garganta

¿Qué te ha parecido el artículo?

Remedios caseros para el dolor de garganta
1 de 7
Remedios caseros para el dolor de garganta

Volver arriba