Compartir

Remedios caseros para la tos nerviosa

Por Pablo Roca. 2 febrero 2016
Remedios caseros para la tos nerviosa

La tos suele relacionarse automáticamente con gripes o resfriados. Sin embargo, la tos nerviosa es un tipo de tos que no está vinculada a estas condiciones, sino que se presenta sin mucosidad, siendo muy molesta e irritando la mucosa de la faringe. Se caracteriza por ser una tos ronca y seca, que a la larga puede generar daños en las cuerdas vocales y que suele manifestarse en episodios que se prolongan por unos segundos. En este artículo de ONsalus nos centramos en explicarte los remedios caseros para la tos nerviosa.

También te puede interesar: Tos nerviosa: síntomas, causas y tratamiento

Tipos de tos

Podemos diferenciar varios tipos de tos, los cuales nos ayudarán a entender mejor en qué difieren y qué características presentan cada uno.

  • Tos seca o no productiva. Es provocada por la inflamación de las vías respiratorias superiores y no contiene moco ni flema. Puede ser resultado de afecciones crónicas, como asma, alergias, tabaco, enfermedad de reflujo ácido, etc.
  • Tos productiva. Es la que aparece como síntoma de una gripe o resfriado y va acompaña de moco o flema. Es habitual que la tos sea consecuencia del esfuerzo del organismo por eliminar la acumulación de moco en los pulmones.
  • Tos aguda. Aparece de forma repentina y desaparece después de un período corto de tiempo.
  • Tos crónica. Tiene una duración superior a tres semanas y puede presentarse de forma permanente.
  • Tos seca falsa. No se produce el paso de la mucosidad de la garganta al esófago, y no se puede expectorar.
  • Tos convulsiva. Se caracteriza por una tos intensa, con fuertes golpes.
  • Tos psicógena. Es aquella presente en personas nerviosas o que acostumbran a toser cuando hablan.
Remedios caseros para la tos nerviosa - Tipos de tos

Cómo identificar la tos nerviosa

Teniendo en cuanta las diferencias entre los distintos tipos de tos, podemos detectar la tos de tipo nervioso observando las siguientes características:

  • La tos no está presente permanentemente, sino que aparece en episodios.
  • La tos no va acompañada con mucosidad ni flemas.
  • Tiene a desaparecer o mejorar con el reposo, mientras que aparece al realizar actividad física.
  • Puede verse acentuada por la noche.
  • Produce irritación en las vías respiratorias.
  • No es consecuencia de ninguna gripe o resfriado.

Miel con leche y malva

La miel resulta de gran ayuda como remedio casero para aliviar la tos nerviosa, puesto que contiene propiedades antibacterianas, desinfectantes y antibióticas que reducirán la irritación de las vías respiratorias. Si además le añadimos leche, obtenemos un mejor resultado, consiguiendo efectos similares al los de los jarabes para la tos. Este remedio casero permitirá aliviar la tos nerviosa que puede aparecer por las noches, facilitando el sueño.

Por otro lado, la malva es una planta silvestre muy eficaz para tratar la tos, afonía, voz ronca y otras afecciones respiratorias como la bronquitis. Asimismo, su contenido en mucílagos, un tipo de fibra que producen algunas semillas de plantas, resulta muy efectivo para tratar la tos nerviosa, puesto que combate la irritación y el dolor de garganta.

Remedios caseros para la tos nerviosa - Miel con leche y malva

Amapola, menta y pino

Otras de las plantas que son excelentes remedios caseros para la tos seca son aquellas que contienen cirneol, además de otras sustancias antitusivas.

  • Amapola. Esta planta tiene mucílagos con una fuerte acción antitusiva, además de suavizar las mucosas respiratorias. Tan solo necesitamos una infusión de esta planta para empezar a notar sus efectos.
  • Menta. Con un alto contenido en timol, luteolina, cineol y carcacrol, esta planta tiene propiedades antitusivas que ayudan a combatir los ataques de tos seca.
  • Pino. Está compuesto por borneol, cineol y ácido protocatecuico que hacen de él un excelente remedio casero para la tos nerviosa por su efecto antitusivo, además de aliviar la irritación en el sistema respiratorio.

Preparar una infusión de alguna de estas plantas tres veces al día, permitirá aliviar los efectos de la tos nerviosa.

Remedios caseros para la tos nerviosa - Amapola, menta y pino

Lechuga, espino blanco y laurel

  • Lechuga. Resulta ideal para calmar la tos nerviosa, reduciendo los síntomas del asma, bronquitis, etc. Para preparar este remedio casero debemos hacernos con unas hojas de lechuga, cocerlas y agregar jugo de limón. Beber tres veces el día para notar mejora. Además, también contribuiremos a disminuir el colesterol malo, mejorar la circulación y prevenir la arteriosclerosis.
  • Espino blanco. Esta planta ayuda a combatir afecciones del aparato respiratorio, puesto que tiene propiedades emolientes que suavizan las vías respiratorias, la garganta y disminuye la proliferación de microogranismos gracias a sus propiedades bacteriostáticas, las cuales inhiben el crecimiento de bacterias. Para ello, preparamos una infusión con té de flores secas.
  • Laurel. Se utiliza de forma externa y reduce la tos gracias su acción contra las enfermedades respiratorias, combatiendo afecciones como la faringitis, laringitis, y otras. El cineol le otorga sus propiedades anticabterianas, antitusivas y antibronquiales.
Remedios caseros para la tos nerviosa - Lechuga, espino blanco y laurel

Otros remedios para la tos seca

  • Ajo. Sus propiedades antibacterianas permiten aliviar gran parte de las afecciones que dañan al organismo, como aquellas que afectan a las vías respiratorias. Por ello, el ajo resulta un buen remedio casera para la tos seca. Debemos machacar tres o cuatro ajos y dejar que reposen en u recipiente con un poco de aceite oliva y unas cucharadas de tomillo. Al día siguiente se cuela el contenido y se guarda en un recipiente con tapa para consumir una cucharada cada día.
  • Vapor de eucalipto y limón. Otro remedio natural para la tos seca son los vapores, puesto que permiten despejar las vías respiratorias y calman la irritación. Debemos hervir medio litro de agua con varias hojas de eucalipto y jugo de limón. Una vez hemos hervido el contenido por varios minutos, apagamos el fuego y acercamos la nariz por encima, tratando de inhalar el vapor que desprende, sin acercarse en exceso para no quemarse. Para conseguir el mayor efecto posible, ponemos un trapo por la cabeza que impida que el vapor pueda escaparse por los lados.
  • Jarabe casero. Una buena forma de preparar un remedio casero para la tos nerviosa es preparando un jarabe 100% natural y casero. Necesitamos un recipiente con tapa, miel de abeja, jengibre y limón. Cortamos el limón y el jengibre en rodajas y las juntamos con la miel para introducirlas en el recipiente. Cerramos el recipiente y dejamos que repose en la nevera hasta que adquiera una textura similar a la gelatina. Posteriormente, agregamos un poco en una taza y añadimos agua hirviendo para su consumo, esperando a que el agua reduzca su temperatura. Podemos conservar el preparado durante dos meses en la nevera.
Remedios caseros para la tos nerviosa - Otros remedios para la tos seca

¿Cuándo acudir al médico?

La tos nerviosa podría indicarnos que sufrimos algún problema en la vías respiratorias de forma crónica, por lo que acudir al médico ayudará a localizar el problema de raíz y establecer un diagnóstico que permita tratarlo. Este tipo de tos puede llegar a producir daños más graves en el aparato respiratorio por un exceso de irritación en el mismo, además de dificultar la realización de actividades deportivas o poder dormir con normalidad.

Remedios caseros para la tos nerviosa - ¿Cuándo acudir al médico?

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Remedios caseros para la tos nerviosa, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Pulmón y vías respiratorias.

Escribir comentario sobre Remedios caseros para la tos nerviosa

¿Qué te ha parecido el artículo?

Remedios caseros para la tos nerviosa
1 de 7
Remedios caseros para la tos nerviosa

Volver arriba