Compartir

Remedios para el hígado graso

Valoración: 5.0 | 55 votos
Remedios para el hígado graso

La esteatosis hepática, término médico para el hígado graso, es una condición bastante común y generalmente benigna en la que la grasa se acumula en el hígado producto de una dieta inadecuada y el abuso de sustancias como el alcohol, los medicamentos o las drogas. Realizar profundos cambios en la dieta y en la alimentación es básico para tratar esta condición y evitar que aparezca, pero adicionalmente algunas alternativas naturales pueden ayudarnos a potenciar el efecto de una buena alimentación y garantizar una recuperación más rápida. ¿Necesitas eliminar la esteatosis hepática?, sigue leyendo porque en este artículo de ONsalus te damos algunos remedios para el hígado graso muy efectivos.

Pasos
  1. Como ocurre con cualquier condición médica que se produzca por nuestros malos hábitos, como es el caso del colesterol alto, la hipertensión y por supuesto el hígado graso, realizar cambios en nuestra dieta retirando todos los alimentos altos en grasa, las frituras, la comida chatarra, los dulces, la bollería y el alcohol, es básico para eliminar los lípidos ubicados en el área hepática.

    Adicionalmente, el ejercicio es un excelente aliado para potenciar los efectos de una buena dieta y ayudarnos a estar mucho más saludables. Aunque los remedios naturales para el hígado graso son una buena opción, es importante tener claro que sin los cambios en la dieta los mismos no actuarán del modo que se espera o desea.

  2. Uno de los remedios para el hígado graso más simples y efectivos es beber en ayunas un vaso de agua tibia con el zumo de un limón recién exprimido. No debes añadir azúcar ni ningún otro ingrediente a esta alternativa si deseas que la misma sea realmente efectiva.

    El limón actúa como un excelente depurador favoreciendo la eliminación de grasa del hígado mediante la orina, limpiando tu intestino para ayudarle a eliminar toxinas y fortaleciendo tu sistema inmune debido a su contenido de vitamina C. Puedes tomar esta bebida a diario y además sumar el limón a tu dieta o a otras infusiones para potenciar su efecto.

    Es importante que sepas que esta alternativa está contraindicada para quienes sufren de úlceras, gastritis o llagas en la boca.

  3. El cardo mariano es una planta conocida por ser la aliada perfecta de un hígado saludable ayudando a mejorar sus funciones, a desinflamarlo, a favorecer la regeneración de este órgano y por supuesto a eliminar la grasa que se acumula en él. Puede consumirse en infusión, en cápsulas o gotas.

    En el caso de que optes por la infusión deberás añadir a una taza de agua recién hervida una cucharadita de semillas de cardo mariano, puedes consumir hasta 3 tazas al día pero debes saber que esta infusión es muy amarga y no debe ser endulzada, motivo por el que algunas personas optan por las otras presentaciones. Las cápsulas y gotas de esta planta están a la venta en tiendas de productos naturales y la cantidad a ingerir dependerá de la presentación de cada producto y sus indicaciones.

    El cardo mariano está contraindicado si:

    • Tienes diabetes.
    • Sufres de hipertensión.
    • Estás embarazada o lactando.
  4. Entre los remedios para el hígado graso el diente de león no puede faltar, pues se trata de una planta ideal para eliminar toxinas y depurar nuestro cuerpo de lípidos ayudando a eliminar la grasa hepática y también a reducir el colesterol y los triglicéridos. Para preparar una infusión de diente de león deberás añadir a una taza de agua recién hervida una cucharada de las hojas de esta planta, deja reposar durante 5 minutos y después bebe.

    Puedes ingerir hasta 3 tazas al día, aunque también está la alternativa de consumir cápsulas de esta planta, a la venta en tiendas de productos naturales. No se recomienda tomar diente de león si:

    • Tienes acidez, gastritis o úlceras.
    • Sufres de cálculos en la vesícula.
    • Tomas diuréticos, suplementos de potasio o litio.
    • Estás embarazada o amamantando.
  5. La alcachofa está siempre presente en las dietas de adelgazamiento y no es casualidad, y es que este alimento contiene muy pocas calorías, es un gran diurético y un aliado ideal para ayudarnos a eliminar la grasa de nuestro cuerpo incluyendo por supuesto la que se acumula en el hígado. Su alto contenido de fibra favorece el control del azúcar en la sangre y disminuye el proceso de absorción de grasas, aportando importantes beneficios a nuestro cuerpo.

    Puedes añadirla a tu dieta consumiéndola al vapor o al horno, sin embargo no se recomienda ingerirla en las cenas porque debido a su alto contenido de fibra puede resultar muy pesada para este momento del día. Si prefieres optar por una infusión podrás adquirir sus hojas secas en una tienda de productos naturales y mezclar una cucharadita en una taza de agua recién hervida, deja reposar 5 minutos y bebe. Puedes consumir 3 tazas diarias.

  6. El jengibre es uno de los alimentos más beneficiosos que podemos encontrar. Ampliamente usado en la medicina tradicional china, cuenta con diversas propiedades beneficiosas para nuestra salud siendo un gran aliado para ayudarnos a acelerar el metabolismo y favorecer la eliminación de grasa del cuerpo, motivo por el que muchos consideran que ayuda a tratar los problemas de hígado graso.

    Puedes incorporar el jengibre en platos como sopas, ensaldas o guisos, comerlo solo en su presentación encurtida o ingerirlo en una deliciosa infusión. Para hacerla basta con poner a hervir un litro de agua y añadir un tubérculo de jengibre pelado y picado, deja hervir durante 10 minutos, retira del fuego y deja reposar. Puedes consumir hasta 3 tazas al día.

    Esta alternativa no debe ingerirse si:

    • Tienes hipertensión.
    • Sufres de cálculos biliares.
    • Tomas anticoagulantes o medicinas para la diabetes o la hipertensión.
    • Padeces llagas en la boca, pues puede aumentar las molestias.
  7. Además de todos estos remedios para el hígado graso, algunos alimentos y recomendaciones pueden ayudarte a tratar la esteatosis hepática y conseguir eliminar los lípidos acumulados en este órgano.

    Por eso te sugerimos que:

    • Optes por alimentos preparados al horno, al vapor, la parrilla o cocidos, mucho más saludables y beneficiosos por no contener exceso de grasa.
    • Bebas al menos 2 litros de agua al día, el líquido te ayudará a fomentar las micciones y conseguir así eliminar parte de la grasa que ingieres mediante la orina.
    • Sumes a tu dieta alimentos buenos para depurar el hígado como el rábano, la remolacha, el níspero y en general frutas y vegetales frescos, que debido a su contenido de fibra mantendrán también óptimos niveles de glucosa en la sangre y te ayudarán a reducir la grasa y mejorar el tránsito intestinal.
  8. Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

    Si deseas leer más artículos parecidos a Remedios para el hígado graso, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Sistema digestivo.

¿Te ha sido útil este artículo?
Artículos relacionados
Comenta, opina, pregunta sobre remedios para el hígado graso
2 Opiniones de Remedios para el hígado graso
carmen lem comentó:
Buenísima la pagina y muy especifica en las indicaciones y dietas, la recomendare,también fácil de seguir,muy productiva, gracias.....
Responde 00
Sonia Mejí comentó:
Muy interesantes sus artículos,pondré en práctica algunos de sus consejos,muy agradecida.
Responde 00