Compartir

Eosinófilos bajos: causas

Eosinófilos bajos: causas

Los eosinófilos son un tipo de glóbulos blancos o leucocitos y se producen en la médula ósea. Como componente del sistema inmune ayuda a combatir enfermedades e infecciones, principalmente aquellas provocadas por parásitos. Si tus alergias o asma han empeorado, sin razón aparente, y tienes sueño todo el tiempo a pesar de dormir bien, quizás tengas que revisar como está tu concentración de leucocitos.

Se le conoce como eosinopenia a la condición de tener niveles bajos de eosinófilos en la sangre. Si nuestro cuerpo presenta cantidades bajas de este leucocito puede encontrarse expuesto a agentes externos, sin poder atacarlos y desarrollarse la enfermedad, por ejemplo, el cuerpo tardará en reaccionar y regular episodios de asma o alergias y la gravedad de estas dependerá del tiempo de respuesta. En este artículo de ONsalus te indicaremos las causas más comunes de los eosinófilos bajos.

También te puede interesar: Leucocitosis: causas, síntomas y tratamiento

Posibles causas de eosinopenia

El bajo porcentaje de eosinófilos en la sangre suele ocurrir al inicio de la mayoría de las infecciones agudas, llegando a niveles muy bajos. La disminución de eosinófilos frecuentemente ocurre debido a otras condiciones o enfermedades, entre las más comunes están:

  • Leucemia: no se produce suficientes células sanguíneas.
  • Enfermedad protozoaria o bacteriana: como la esquistosomiasis y la fiebre tifoidea.
  • Enfermedad de Cushing: por la presencia de hormonas adrenocorticales.
  • Estrés: por cirugía, trauma, el estrés mental, ejercicio.
  • Intoxicación por alcohol: inhibe los glóbulos blancos.
  • Enfermedad autoinmune: por ejemplo, lupus eritematoso diseminado.
  • Terapia con corticosteroides o hiperadrenocorticismo: ya que afectan al sistema inmunológico.
  • Infección por virus: como el virus de inmunodeficiencia humana.

Padecer estas condiciones vuelve voluble el sistema inmunológico. En términos generales, presentar un porcentaje bajo de eosinófilos es muy común y no necesariamente preocupante; no obstante, será el médico quien dictamine la causa de los eosinófilos bajos y la gravedad de esta.

Eosinófilos bajos: causas - Posibles causas de eosinopenia

¿Cómo puedo aumentar la concentración de eosinófilos?

Sin olvidar que lo primero que hay que hacer es acudir con tu médico, quien será el único que diagnosticará y dará el tratamiento oportuno al padecimiento, mediante un análisis de sangre, también podemos tomar medidas naturales para prevenir o aumentar los eosinófilos.

Si llevas una dieta sana compuesta por frutas, verduras y frutos secos, realizas ejercicio regularmente, te hidratas correctamente y mantienes patrones de sueño adecuados, conseguirás una concentración saludables de eosinófilos en el cuerpo. Asimismo, estas actividades ayudan a todo el sistema inmune, ya que con las calorías ingeridas se crean anticuerpos y la constante hidratación elimina toxinas.

Eosinófilos bajos: causas - ¿Cómo puedo aumentar la concentración de eosinófilos?

Remedios caseros para subir los eosinofilos

No hay un medicamento que actué específicamente en la producción de eosinofilos, pero hay una gran diversidad de licuados e infusiones para aumentar el nivel de los leucocitos y mejorar el sistema inmunológico, entre ellas están:

  • Ajo, cebolla, brócoli y naranja: licuamos dos dientes de ajo con una cebolla y brócoli, posteriormente agregamos el zumo de una naranja. Se debe tomar la cantidad de un vaso diariamente durante una semana y descansar un mes.
  • Mandarina, limón, jengibre y miel: mezclamos una cucharada de jengibre fresco rallado y una de miel con el zumo de un limón y dos mandarinas, y añadimos un poco de agua. Tomar por lo menos tres veces a la semana.
  • Miel de abejas: se recomienda tomar una cucharada diaria, debido a sus propiedades de antibiótico natural.
  • Té verde: tomar no más de cinco tazas al día.
  • Equinácea: poner a hervir durante 3 minutos una taza de agua con 1/2 cucharada de equinácea pulverizada. Se debe tomar una taza alternando los días durante seis semanas.
  • Zumo de naranja y zanahoria: licuamos la zanahoria y lo mezclamos con el zumo de naranja. Si se toma diariamente en el desayuno se estimula el sistema inmunológico.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Eosinófilos bajos: causas, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Sistema inmunitario.

Escribir comentario sobre Eosinófilos bajos: causas

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
Magaly Negrete
Buenos días, el sábado me realice exámenes de sangre y me salio bajo el Eosinófilos tengo 0.9 bajo y la referencia es de 2.0-4.0 que puedo hacer para poder subir los glóbulos blancos ayuda me preocupa esta situación

Eosinófilos bajos: causas
1 de 3
Eosinófilos bajos: causas

Volver arriba