Salud pulmonar y respiratoria

Cómo expulsar los mocos del pecho

 
Isbelia Farias
Por Isbelia Farias. 24 enero 2024
Cómo expulsar los mocos del pecho

Ante la inquietud de cómo expulsar los mocos del pecho, existen diversas opciones, y lo mejor es que son alternativas naturales como el jengibre, la miel, el limón, el agua con sal y el uso del vaporizador, entre otras. Expulsar los mocos del pecho es importante para mantener las vías respiratorias limpias y bien oxigenadas, ya que la obstrucción de estas vías reduce la oxigenación. Por ello, la tos desempeña un papel crucial, ya que es un mecanismo de defensa que facilita la expulsión de los mocos del pecho. Al hacerlo, se reduce el riesgo de padecer otitis, dificultad para respirar, congestión y otras enfermedades complicadas, como la neumonía, por ejemplo.

A continuación, en ONsalus, te proporcionaremos información sobre cómo expulsar los mocos del pecho con los mejores remedios y consejos.

También te puede interesar: Dolor en el pecho al respirar: causas
Índice
  1. Miel con limón
  2. Aplicar compresas calientes en el pecho
  3. Té de jengibre
  4. Usar un humidificador
  5. Inhalar vapor
  6. Una ducha caliente
  7. Agua con sal
  8. Una buena alimentación
  9. Beber abundante líquido
  10. Caldos y sopas
  11. Infusión de jengibre, tomillo y miel
  12. Cebolla, limón, agua y miel
  13. Adoptar una posición elevada para dormir
  14. Usar expectorantes
Ver más >>

Miel con limón

Este remedio es uno de los más usados y eficaces para expulsar los mocos del pecho. Esto se debe a que el limón contiene una alta concentración de vitamina C, la cual ayuda a mejorar los síntomas de congestión, a disolver la mucosidad y a fortalecer el sistema inmunológico.

En cuanto a la miel, como una opción natural con propiedades analgésicas y antiinflamatorias, al combinarse con el limón, aporta beneficios significativos.

Simplemente, exprime un limón y agrega una cucharadita de miel. Se recomienda tomar esta mezcla por la mañana y por la noche, antes de acostarse.

Cómo expulsar los mocos del pecho - Miel con limón

Aplicar compresas calientes en el pecho

Colocar compresas con agua tibia o caliente en el pecho también puede ser beneficioso, ya que el calor generado puede ayudar a diluir la mucosidad, facilitando su liberación y permitiendo que la persona la expulse con mayor facilidad.

No es aconsejable aplicar las compresas directamente para evitar quemaduras o lesiones en la piel; lo recomendable es colocar un paño y luego la compresa sobre este. Se deja actuar durante 15 minutos y se puede repetir hasta 3 veces al día.

Té de jengibre

El jengibre posee propiedades antibacterianas y antivirales, además de ayudar a descongestionar el pecho.

La preparación es bastante sencilla: simplemente debes hervir un trozo de jengibre en agua. Mantén la ebullición durante 5 minutos y luego deja que repose. Puedes añadirle un toque de miel para disfrutar de esta deliciosa infusión curativa.

Cómo expulsar los mocos del pecho - Té de jengibre

Usar un humidificador

Un entorno adecuado contribuye significativamente a eliminar la congestión en el pecho, reducir los episodios de tos y aliviar la congestión. Por esta razón, los profesionales médicos siempre sugieren el uso de un humidificador de vapor o un vaporizador.

En ocasiones, conciliar el sueño puede resultar complicado debido a la tos y al malestar asociado, por lo que se aconseja utilizar un humidificador y mantener cerradas las puertas y ventanas. Además, es importante destacar que el humidificador debe limpiarse regularmente para eliminar las bacterias, ya que, de lo contrario, los síntomas podrían empeorar y desencadenar una infección.

Cómo expulsar los mocos del pecho - Usar un humidificador

Inhalar vapor

Esta es otra alternativa para aquellos que no pueden acceder a un humidificador de inmediato. Se aconseja llenar un tazón con agua caliente, inclinarse sobre él y cubrir la cabeza con una toalla, para inhalar el vapor y facilitar el aflojamiento de la mucosidad, haciéndola más fácil de expulsar.

Posteriormente, es recomendable beber un poco de agua a temperatura ambiente para prevenir la deshidratación.

Una ducha caliente

Una ducha o baño con agua tibia también puede proporcionar alivio. Además, se puede colocar agua caliente en un recipiente dentro de la habitación para que se genere vapor y la persona se sienta mejor.

Después de inhalar el vapor, se aconseja tomar un vaso de agua para prevenir la deshidratación.

Agua con sal

La combinación de sal con agua tibia es ideal para facilitar la eliminación de la flema y expulsar la mucosidad. En una taza de agua tibia, agrega una pequeña cantidad de sal, aproximadamente media cucharadita es suficiente. Revuelve hasta que la sal se disuelva y realiza gárgaras, manteniendo el líquido en la garganta durante unos segundos. Puedes repetirlo varias veces al día.

Una buena alimentación

Cuando una persona experimenta malestar general y tiene dificultades para eliminar los mocos del pecho, los remedios que aplique serán más efectivos si sigue una dieta que fortalezca su sistema inmunológico y facilite la descongestión.

Entre los alimentos y algunas hierbas recomendadas se encuentran el ajo, el limón, el jengibre, especias como la cayena en polvo, el ginseng, las bayas, la guayaba, la granada, entre otros.

Por el contrario, conviene evitar los alimentos que causan mucosidad.

Beber abundante líquido

La hidratación es fundamental para diluir la mucosidad y facilitar su expulsión del pecho. Es aconsejable consumir al menos dos litros de agua al día. Si prefieres otros tipos de líquidos puedes probar con zumos naturales de naranja, los cuales también proporcionan vitamina C.

Cómo expulsar los mocos del pecho - Beber abundante líquido

Caldos y sopas

Este es otro remedio que tradicionalmente se recomienda, ya que contiene hierbas y se consume caliente. Otros ingredientes añadidos, como el pollo, también son útiles para sentir mejoría. En general, contribuyen a descongestionar las vías respiratorias.

Infusión de jengibre, tomillo y miel

Esta es otra infusión que se puede preparar para facilitar la expectoración de forma rápida. A la infusión de jengibre y miel, se le añade una cucharadita de tomillo. Se puede rallar al menos una cucharadita de jengibre y agregar otra de miel. Todos estos ingredientes se mezclan con 200 ml de agua. Primero, se hierve el agua y luego se agregan los ingredientes. Se deja en cocción durante 10 minutos. Posteriormente, la infusión debe ser colada y al final se le añade la miel. Se recomienda tomarla caliente para facilitar la expulsión de los mocos del pecho.

Cebolla, limón, agua y miel

La cebolla es otra gran aliada para expulsar la mucosidad. Para preparar este remedio, se mezcla el jugo de limón con agua y miel. Se extrae el jugo de la cebolla con una licuadora. Todos los ingredientes, incluyendo el jugo de cebolla, se colocan en el fuego. Cuando esté caliente, se deja reposar y luego se toma.

Por último, es importante destacar que al inhalar vapor, se pueden añadir algunos aceites que pueden ser efectivos, como el de menta, albahaca, eucalipto, romero, entre otros.

Un baño con hojas de eucalipto también puede ser de ayuda, además de lavar la nariz con suero fisiológico u otros productos disponibles en farmacias que no sean agresivos.

Adoptar una posición elevada para dormir

Esto se puede hacer durante la noche colocando 2 o 3 almohadas debajo de la cabeza, elevando ligeramente la cabecera del colchón y colocando un trozo de madera debajo del mismo. Esto ayudará a que la nariz pueda drenar la mucosidad con mayor rapidez, permitiendo tener un mejor descanso.

Cómo expulsar los mocos del pecho - Adoptar una posición elevada para dormir

Usar expectorantes

Los expectorantes pueden contribuir a eliminar la mucosidad excesiva, así como otras dificultades asociadas, como la tos productiva y los dolores de cabeza que este cuadro puede ocasionar.

Mediante la administración de expectorantes, se puede expulsar la flema acumulada en los pulmones y limpiar las vías respiratorias, ya que estos medicamentos actúan fluidificando el moco. Entre los principales ingredientes activos de estos fármacos se encuentran la bromhexina, guaifenesina y ambroxol. Sin embargo, no todos los pacientes pueden utilizarlos, ya que aquellos que padecen de enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) y otras condiciones crónicas deben consultar previamente con el médico y seguir la dosificación prescrita.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo expulsar los mocos del pecho, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Pulmón y vías respiratorias.

Bibliografía
  • Fulder, Stephen, and John Blackwood. El ajo: Un remedio natural. Inner Traditions/Bear & Co, 1997.
  • López, Pedro Moreiro. Tomillo. Vol. 3. Pedro Moreiro López, 2006.
  • Roldán, Alfredo Ara. Los grandes remedios naturales. Vol. 130. Edaf, 2003.
  • Ruiz, Ramón. "12 remedios caseros y naturales para la tos seca o con flemas Los mejores remedios caseros para la tos incluyen la miel con limón, el agua con sal y el eucalipto."
Escribir comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 de 6
Cómo expulsar los mocos del pecho