Compartir

Tengo mucha tos seca y no se me quita: por qué y qué hacer

 
Tengo mucha tos seca y no se me quita: por qué y qué hacer

Todos padecemos de tos en algún momento de nuestra vida, es uno de los síntomas más comunes en la consulta médica. Pero, ¿qué sucede cuando esa tos es seca y tan molesta que perturba la tranquilidad, cuando no se puede dormir por su causa o cuando no se encuentra la solución? Debido a que son muchas las causas de una tos seca persistente, determinar cuál es será el punto clave para encontrar la solución: ¿es síntoma de coronavirus, es solo por un resfriado, tal vez reflujo o puede llegar a ser algo más grave como un tumor?

Si quieres saber por qué tienes mucha tos seca que no se quita y qué hacer para aliviarla, entonces, continúa leyendo este artículo de ONsalus para que puedas resolver tus ataques de tos seca.

También te puede interesar: Diferencia entre tos seca y productiva

Por qué tengo tos seca y no se me quita

La tos es un reflejo que se produce cuando algún irritante está presente en alguna zona de la vía respiratoria: garganta, laringe, pulmones. Se envía una señal al cerebro y desde allí se manda la señal para que se produzca una expulsión de aire brusca para poder eliminar el irritante.

Se dice que la tos es seca se produce cuando no hay moco que eliminar y la tos productiva cuando sí lo hay. Una tos que se produzca de vez en cuando no es para preocuparse, es más quiere decir que nuestro sistema respiratorio es capaz de responder si algo lo molesta, pero ¿qué pasa cuando esa tos seca es persistente y no desaparece? Es momento de indagar qué está sucediendo.

Si la tos seca dura hasta 14 días se dice que es aguda, si dura entre 14 días y 8 semanas es subaguda y cuando dura más de 8 semanas ya es crónica. Las causas pueden ser diferentes de acuerdo a la duración de la tos.

A continuación, veremos las causas de los ataques de tos seca más frecuentes.

Causas de tos seca aguda

Entre las causas de tos seca aguda más comunes, se encuentran:

Resfriado común o rinofaringitis aguda

Es la causa más frecuente de tos seca aguda, después de haber sufrido un resfriado con dolor de garganta, mucosidad transparente y disfonía, sobreviene la tos seca, la cual puede durar incluso hasta 3 semanas sin significar que haya empeorado el cuadro.

Coronavirus

Entre los principales síntomas que provoca el virus que está causando una pandemia global, se encuentra la tos seca, además de la fiebre y el dolor muscular. También puede haber tos con secreciones. Como estamos viendo, es altamente contagioso, por lo que es importante atender a las medidas de aislamiento.

Si crees que puedes tener coronavirus, debes llamar al número de teléfono especial que tu país o comunidad autónoma haya habilitado y en ningún caso debes acudir a urgencias, ya que se debe evitar el contacto con las demás personas para frenar su propagación. El personal sanitario te indicará por teléfono las medidas que debes adoptar en todo momento.

En el siguiente artículo, explicamos con detalle Cómo se contagia el coronavirus y cómo prevenirlo.

Inhalación de irritantes

Puede que el hecho de respirar vapores, polen o alguna otra sustancia genere inflamación en las vías respiratorias. Si el contacto fue una única vez, la inflamación cederá sola, pero si el agente irritante sigue en contacto, la inflamación continuará e incluso empeorará.

Asma

Puede que se trate de uno de los primeros síntomas de esta enfermedad. Habitualmente, este tipo de cuadros agudos se seguirá repitiendo hasta hacerse incluso un cuadro más bien crónico, hasta que se diagnostique y se trate como tal.

Neumonía

No es lo más frecuente, pero una neumonía puede generar una tos seca aguda, generalmente, las de causa viral, aunque lo más frecuente es que la tos sea con moco (productiva).

Insuficiencia cardíaca

Cuando el corazón no bombea de manera adecuada, puede generarse tos. Si bien la tos de esta enfermedad suele ser crónica y productiva, puede que en un principio aparezcan cuadros agudos.

Causas de tos seca subaguda

Las causas de tos seca subaguda pueden ser:

Irritación después de rinofaringitis viral

Como hemos dicho en el apartado anterior, después de un cuadro de resfriado puede sobrevenir una tos seca que puede durar entre 2 y 3 semanas, pasando de ser aguda a subaguda.

Tos ferina o convulsa

La tos ferina es una infección cuya causa es la bacteria Bordetella pertussis, puede ser muy grave en bebés y afecta tanto a adultos como a niños. Comienza como un resfriado y a los 10 días, aproximadamente, comienza una tos muy fuerte que puede durar entre 6 y 10 semanas. Existe una vacuna que se coloca en la infancia y, luego, en adultos cada 10 años y en embarazadas para prevenir esta enfermedad.

Bronquitis aguda

Si bien la inflamación de los bronquios produce una tos con flema, puede que después de hacer el tratamiento antibiótico y que esta se esté curando, persista una tos seca entre 1 y 4 semanas.

Asma

También puede generar episodios de tos seca subaguda. A menudo, irán acompañados de falta de aire y sonidos agudos al intentar respirar profundamente.

Rinosinusitis

Lo más común es que la inflamación de los senos paranasales ocasione que la tos tenga algo de moco. Puede que la irritación de la vía respiratoria por el moco que se está tragando genere también ataques de tos seca, que persistirán hasta que se trate la rinosinusitis.

Causas de tos seca persistente o crónica

Una tos seca persistente o crónica dura más de 8 semanas en un adulto, la misma puede estar ocasionada por diferentes razones:

Rinitis o rinosinusitis

Como hemos dicho, hasta que no se resuelva esta inflamación o infección, pueden aparecer ataques de tos seca (o productiva) mientras se mantenga inflamada la vía aérea.

Asma

Puede que si no se diagnostica el asma, se ocasione falta de aire o tos seca de manera crónica.

Alergias

La irritación de la vía aérea por agentes alérgenos puede generar inflamación de la vía respiratoria y, si bien a veces pueden existir secreciones, otras veces solo puede manifestarse como tos seca.

Tabaquismo

El hábito de fumar tabaco puede generar tos seca o también tos con moco y terminar desencadenando enfermedades más graves como bronquitis crónica o tumores. El uso del cigarrillo electrónico también se ha asociado a problemas en la vía respiratoria, dando como síntomas, entre otros, tos seca.

Reflujo gastroesofágico

El ascenso de ácido y contenido desde el estómago hacia el esófago y a la vía respiratoria puede generar diversidad de síntomas tales como: sensación de tener algo en la garganta, carraspera, tos seca, rinitis y hasta asma y otitis a repetición. Es por ello que siempre debe descartarse, aún cuando no se sienta esa sensación de acidez o vinagrera.

Fármacos

Es un efecto secundario común de algunos antihipertensivos como los IECA, el más comúnmente indicado es el enalapril. Este produce una sensación de sequedad en la garganta que desencadena ataques de tos seca, que pueden empezar desde una semana después de iniciar el tratamiento hasta 6 meses después. La tos mejora al tiempo de suprimir este remedio y cambiarlo por otro, pero ese tiempo es variable y puede durar hasta 6 meses.

Otros fármacos que pueden ocasionar tos son: gotas nasales, colirios, betabloqueantes, nitrofurantoína.

Enfermedades que causan fibrosis

Algunas enfermedades autoinmunes o bien algunas enfermedades pulmonares crónicas pueden terminar causando cicatrices en el pulmón, con lo cual la respiración puede ser dificultosa o aparecer tos persistente.

Neoplasia broncopulmonar

Tumores de la vía respiratoria baja también pueden ocasionar tos seca de manera crónica.

Tos psicógena

No hay una razón orgánica para la tos, suele desaparecer por la noche y es más frecuente en personas que están bajo estrés o en adolescentes.

Cómo aliviar la tos seca

Como hemos visto, las causas de la tos seca son de lo más variadas y pueden durar de pocos días a muchas semanas, por lo tanto, lo más conveniente es consultar a tu médico/a de cabecera para que juntos puedan analizar y descartar las posibles causas de tos seca persistente. Ten en cuenta que la tos es un buen reflejo, no se debe pasar por alto si no se sabe por qué se produce, porque tiene una función, que es despejar la vía aérea de irritantes.

Como medidas generales para aliviar la tos seca, puedes implementar los siguientes consejos:

  • Bebe suficiente agua: el agua es fundamental para mantenerte hidratado y, así, mantener hidratada la vía aérea. De esta manera, la tos no será tan seca y no te molestará tanto.
  • Evita consumir jarabes y automedicarte: hay veces que los jarabes para la tos o sustancias que hacen que la mucosidad sea más fluida o líquida (como la N-acetilcisteína). Estas pueden ser contraproducentes de acuerdo a la causa de la tos, por lo tanto, NO te automediques.
  • Deja el cigarrillo, el cigarrillo electrónico no es una opción: como hemos visto, ambos causan tos.
  • Evita lácteos y gluten: está más que demostrado en numerosos estudios científicos que estas sustancias generan inflamación en la vía aérea.
  • Aumenta el consumo de frutas y verduras crudas: una alimentación saludable es muy importante para que puedas mejorar tu tos. Si tu cuerpo no debe emplear su energía en la digestión, podrá ocuparse de ayudar a tu cuerpo a mejorar su inflamación y enfermedades. Deja de lado azúcar, carnes, procesados y prefiere frutas y verduras, frutos secos, germinados, semillas. Verás como tu tos puede empezar a ceder.

Remedios caseros para la tos seca

  • Miel: la miel es excelente para calmar las molestias a nivel de la vía aérea, por un lado, "distrae" el reflejo de la tos estimulando el gusto y, por otro lado, es una sustancia antimicrobiana y antiinflamatoria que ayuda a resolver muchos de los problemas de la vía aérea. Lo ideal es consumirla mezclada con agua tibia y alejada de las comidas (1 hora antes o 2 después).
  • Eucalipto: el eucalipto es una planta medicinal con excelentes propiedades para el aparato respiratorio, por un lado, ayuda a desinflamar si se ingiere como infusión y si se aspira su vapor también desinflama y ayuda a mantener la vía aérea hidratada y despejada.
  • Jengibre: consumido como cocimiento es un excelente antiinflamatorio. Se deben hervir unos fragmentos de raíz por 10 minutos y luego dejarlo reposar tapado por otros 10 minutos. Se puede beber solo, con limón y/o miel.
  • Limón: recién exprimido y lejos de otros alimentos es genial para combatir toda clase de inflamación respiratoria.

Si a pesar del primer tratamiento o de tener en cuenta estas medidas, tu tos sigue sin mejorar consulta de nuevo a tu médico/a para poder seguir estudiando la causa y poder buscar la solución adecuada.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Tengo mucha tos seca y no se me quita: por qué y qué hacer, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Pulmón y vías respiratorias.

Bibliografía
  • Gibson PG, Vertigan AE. Management of chronic refractory cough. BMJ. 2015;351:h5590. Published 2015 Dec 14. doi:10.1136/bmj.h5590
  • Regulski M, Regulska K, Stanisz BJ, et al. Chemistry and pharmacology of Angiotensin-converting enzyme inhibitors. Curr Pharm Des. 2015;21(13):1764–1775. doi:10.2174/1381612820666141112160013
  • Londino JD, Lazrak A, Collawn JF, Bebok Z, Harrod KS, Matalon S. Influenza virus infection alters ion channel function of airway and alveolar cells: mechanisms and physiological sequelae. Am J Physiol Lung Cell Mol Physiol. 2017;313(5):L845–L858. doi:10.1152/ajplung.00244.2017
  • Gualano MR, Passi S, Bert F, La Torre G, Scaioli G, Siliquini R. Electronic cigarettes: assessing the efficacy and the adverse effects through a systematic review of published studies. J Public Health (Oxf). 2015;37(3):488–497. doi:10.1093/pubmed/fdu055
  • Klyachkina IL. Vestn Otorinolaringol. 2015;80(5):85–90. doi:10.17116/otorino201580585-90

Escribir comentario sobre Tengo mucha tos seca y no se me quita: por qué y qué hacer

¿Qué te ha parecido el artículo?

Tengo mucha tos seca y no se me quita: por qué y qué hacer
Tengo mucha tos seca y no se me quita: por qué y qué hacer

Volver arriba