menu
Compartir

Orina con olor a acetona: causas y tratamiento

 
Orina con olor a acetona: causas y tratamiento

La cetosis es el aumento de cuerpos cetónicos en el organismo. Cuando estos empiezan a circular por el cuerpo, aparecen en los distintos fluidos, entre ellos, la orina, dándoles ese olor característico.

Este problema es común de ver en casos de diabetes mal controlada, cuando alguien con diabetes padece alguna infección y también en casos de personas que siguen una dieta cetogénica, pero ¿es inofensivo ese olor en la orina?

En este artículo de ONsalus, te explicamos todo lo que debes saber acerca de la cetosis y sus consecuencias en el cuerpo, cuáles son las causas de la orina con olor a acetona y el tratamiento que es aconsejable que sigas.

También te puede interesar: Hipoglucemia: causas, síntomas y tratamiento

Los cuerpos cetónicos generan el olor a acetona en la orina

Habitualmente, la principal fuente de energía del cuerpo es el azúcar o hidratos de carbono. En algunas ocasiones, en lugar de hidratos de carbono se utilizan las reservas de grasa. Esto es en casos como, por ejemplo:

  • Fallos en el metabolismo.
  • Mala compensación en casos de diabetes.
  • Aumento de hormonas del estrés.
  • Dietas con escasa ingesta de carbohidratos.

Cuando esto sucede, se obtiene como resultado la producción de cuerpos cetónicos. Cuando aumentan los cuerpos cetónicos en el cuerpo, estos comienzan a circular por el torrente sanguíneo, pudiendo notarse así su olor característico en la orina, el sudor, el aliento, además de otra gran cantidad de síntomas.

Síntomas de la cetosis

Cuando aumentan los cuerpos cetónicos en el organismo aparece el olor a acetona en los diferentes fluidos corporales. Además, pueden presentarse otra serie de síntomas y trastornos, tales como:

  • Aumento de la sed.
  • Mareos.
  • Dolor de cabeza.
  • Náuseas y vómitos.
  • Confusión.
  • Falta de aire.
  • Dolor abdominal.
  • Cansancio o debilidad.
  • Pérdida de masa muscular.
  • Palpitaciones.
  • Arritmia o trastornos en la conducción eléctrica del corazón.
  • Inflamación pancreática.
  • Irritación vaginal y mal olor en la zona genital.

Orina con olor a acetona por diabetes mal controlada

Una de las complicaciones de una diabetes mal controlada es la cetoacidosis diabética.

En la diabetes, existe un agotamiento pancreático por un exceso de consumo de carbohidratos, entre otros trastornos. En consecuencia, el páncreas no puede producir la cantidad de insulina que se requiere para metabolizar los hidratos de carbono que siguen consumiéndose. Así, el cuerpo debe obtener la energía a partir de las grasas y es cuando aparecen los cuerpos cetónicos en la sangre.

Si esta situación se mantiene por un periodo largo tiempo, la enfermedad está mal controlada, persisten los malos hábitos de alimentación o la persona no realiza ejercicio, es muy probable que los cuerpos cetónicos aumenten tanto que generen una acidificación de la sangre. En ese caso, se habla de una cetoacidosis diabética.

La cetoacidosis diabética se presenta con muchos de los síntomas que hemos descrito en el apartado anterior. Se trata de una emergencia médica. Por lo tanto, si las cifras de glucemia están elevadas y sientes olor a acetona en la orina, no retrases tu consulta profesional.

Enfermedades agudas que pueden causar orina con olor a acetona

Si alguien que padece crónicamente de diabetes, sufre una enfermedad aguda que complica su diabetes también puede percibir un olor extraño en su orina. Es muy frecuente que esto se produzca ante una infección respiratoria o urinaria.

En esos casos, puede aparecer además:

  • Fiebre.
  • Malestar general.
  • Ardor al orinar.
  • Tos.
  • Dolor en el tórax o en el abdomen.

No obstante, en algunos casos, no existen demasiados síntomas. Es ahí cuando un cambio mínimo como, por ejemplo, el olor de la orina, pueden ser una gran advertencia.

Es importante en esos casos controlar los niveles de azúcar, ya que si están altos es importante consultar a un o una profesional médico. De esa manera, puedes llegar a evitar complicaciones más graves.

Orina con olor a acetona causada por estrés

Tanto en las enfermedades agudas que acabamos de describir como en caso de estrés, se produce un aumento de dos hormonas: el cortisol y la adrenalina. Estas tienen un efecto contrario al de la insulina, haciendo que aumenten los niveles de azúcar en sangre.

Cuando esto se produce en una persona diabética o con insulinorresistencia es posible que:

  • Aumenten los niveles de glucemia.
  • La insulina no pueda procesar tanta azúcar.
  • Se deba recurrir a las grasas para obtener energía.
  • Aumenten los cuerpos cetónicos.

Es así como en caso de estrés también puede aparecer olor a acetona en la orina y, con frecuencia, puede ser un síntoma que permita diagnosticar la existencia de problemas metabólicos.

La dieta keto puede causar orina con olor a acetona

Muchos piensan que la dieta keto o cetogénica es inofensiva, si así lo fuera, no generaría tantas alteraciones metabólicas. La dieta keto causa una pérdida de peso demasiado rápida a costa de obtener energía de fuentes no habituales: la grasa y la masa muscular.

Como consecuencia, también aumentan los cuerpos cetónicos, los cuales comienzan a circular por todo el cuerpo. A esto, se denomina cetosis.

Con la cetosis, aparecerán cuerpos cetónicos en la orina y en el sudor y circularán por el cerebro, páncreas y riñones generando todo tipo de alteraciones a su paso. Realmente, es una equivocación pensar que esto no trae consecuencias.

Riesgos de la cetosis

Más allá de los síntomas considerados "menores" como mal aliento o mal olor en la orina, la cetosis sostenida a largo plazo genera:

  • Alteraciones pancreáticas que pueden generar inflamación importante, conocida como pancreatitis.
  • Debilitamiento importante de los tejidos, con pérdida de parte de los mismos. Puede aparecer así debilidad muscular, falta de energía, disminución de las defensas corporales y un mayor riesgo de osteoporosis.
  • Acumulación de toxinas por el consumo exagerado de proteínas. Algunas de las más conocidas son la putrescina y la cadaverina que han demostrado tener incidencia en la producción de cáncer.
  • Confusión mental, dolor de cabeza y mareos: estos síntomas son consecuencia de que los cuerpos cetónicos circulen por el cerebro, alterando su normal funcionamiento.

En caso de cetoacidosis diabética por una diabetes mal compensada, es probable que los síntomas graves aparezcan con más rapidez. Es por ello que un manejo adecuado de esta situación puede llegar, incluso, a salvar tu vida.

Tratamiento de la orina con olor a acetona

Como primer consejo, no minimices este síntoma. Ya sea que padezcas o no de diabetes, tu cuerpo te está avisando de que algo no funciona bien.

Si tienes malestar, dolores de cabeza, fiebre, escalofríos o algún otro malestar agudo evidente, es importante que acudas a un centro de salud. Esto también debes hacerlo si sufres de diabetes, tienes resistencia a la insulina o tienes familiares directos que la padezcan. Puedes medir tu azúcar en sangre e intentar bajarla en casa si sabes como hacerlo.

También es importante hidratarte adecuadamente. Si no sabes cómo bajar el azúcar, nunca has sufrido de algo similar o no logras disminuir la glucemia, deberías recurrir de inmediato a ver un o una profesional médico.

Entre las medidas que pueden realizar en el centro médico al que acudas están:

  • Hablar contigo, examinarte.
  • Controlar las cifras de glucemia.
  • Hidratarte.
  • Reposición de electrolitos. Son los minerales que necesita tu cuerpo.
  • Colocar medicación para disminuir el azúcar en sangre, como por ejemplo: insulina.

Si estás realizando una dieta cetogénica deberías replantearte lo que estás haciendo. Realmente, no es una manera deseable de bajar de peso porque estás sometiendo a todo tu cuerpo a una exigencia innecesaria que a corto o largo plazo va a generar grandes desequilibrios y debilitamiento. Más allá de que actualmente sea una tendencia a nivel mundial, tu cuerpo debe acompañarte toda tu vida y si lo cuidas evitarás grandes problemas en un futuro.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Orina con olor a acetona: causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Sistema endocrino.

Bibliografía
  • Kanikarla-Marie P, Jain SK. Hyperketonemia and ketosis increase the risk of complications in type 1 diabetes. Free Radic Biol Med. 2016 Jun;95:268-77. doi: 10.1016/j.freeradbiomed.2016.03.020. Epub 2016 Mar 29. PMID: 27036365; PMCID: PMC4867238.
  • Burkitt MJ. An overlooked danger of ketogenic diets: Making the case that ketone bodies induce vascular damage by the same mechanisms as glucose. Nutrition. 2020 Jul-Aug;75-76:110763. doi: 10.1016/j.nut.2020.110763. Epub 2020 Feb 14. PMID: 32248054.
  • Fayfman M, Pasquel FJ, Umpierrez GE. Management of Hyperglycemic Crises: Diabetic Ketoacidosis and Hyperglycemic Hyperosmolar State. Med Clin North Am. 2017 May;101(3):587-606. doi: 10.1016/j.mcna.2016.12.011. PMID: 28372715; PMCID: PMC6535398.

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?

Orina con olor a acetona: causas y tratamiento
Orina con olor a acetona: causas y tratamiento

Volver arriba