Compartir

¿El derrame pleural es peligroso?

 
¿El derrame pleural es peligroso?

El derrame pleural es la acumulación anormal de líquido en las capas de tejido que rodean al pulmón (pleura), puede ocasionar dolor, falta de aire, tos, fiebre, hipo, entre otros. Puede deberse a muchas causas diferentes y allí radica la posibilidad de que sea peligroso o no. Hay casos en los que se resuelve de manera muy simple, pero hay otros que requieren un tratamiento más prolongado y que puede complicarse.

Si te interesa saber qué es y las causas de un derrame pleural, en qué casos puede ser peligroso y cómo se realiza su tratamiento, entonces, continua leyendo este artículo de ONSalus.

Derrame pleural: síntomas

La pleura es una estructura que rodea al pulmón, se trata de dos capas que en el medio tiene un espacio muy delgado con una pequeña cantidad de líquido. Cuando en ese espacio se acumula gran cantidad de líquido, se habla de un derrame pleural. Puedes sentir:

  • Falta de aire.
  • Fiebre o escalofríos.
  • Dolor en el pecho que es peor cuando toses o respiras hondo.
  • Tos.
  • Hipo.
  • Respiración rápida.

Causas y tipos de derrame pleural

Hay distintos tipos de derrame pleural de acuerdo a su causa:

  • Trasudado: es cuando el líquido aumenta por presión y no drena adecuadamente. Esto se da en tres casos principalmente: insuficiencia cardíaca (cuando por problemas del corazón, este no bombea sangre adecuadamente), cirrosis (por alteraciones en el hígado se acumula líquido en el cuerpo) y por hipoalbuminemia (baja cantidad de proteína, generalmente, por problemas del riñón).
  • Exudado: a causa de problemas cercanos a la pleura como infección viral, tuberculosis, neumonía, lesiones pulmonares, tumores, se produce un mayor paso de líquidos desde los vasos sanguíneos o linfáticos al espacio entre la pleura.
  • Hemotórax: es cuando se acumula sangre en el espacio pleural. Puede ser debido a traumatismos, por la rotura de la aorta o bien por problemas de coagulación.
  • Empiema: es cuando el derrame pleural está infectado por bacterias, se acumula pus. Sucede en casos de abscesos, neumonía, después de procedimientos en el tórax, tras traumatismos abiertos por heridas al exterior.
  • Derrame por enfermedad grave del pulmón: cuando los pulmones padecen de una enfermedad grave (como un gran tumor, por ejemplo) y no puede expandirse adecuadamente, puede acumularse líquido en la pleura debido a la presión anormal que se genera en ese espacio.
  • Hay casos en los que se desconoce la causa del derrame pleural, atribuyéndose muchas veces a procesos virales.

¿Es peligroso el derrame pleural?

Como hemos visto, son muchísimas las causas de un derrame pleural y sus características pueden ser de lo más variadas, por lo tanto, la gravedad o no del cuadro va a depender también de muchos factores.

Hay cuadros de derrame pleural que, dentro de su gravedad, son simples y se resuelven de manera más o menos rápida y sin secuelas en un futuro. No obstante, también hay casos complicados que sí pueden ser peligrosos, generalmente, porque existe alguna enfermedad previa tanto local (en los pulmones o tórax) o por enfermedades generalizadas. En esos casos, es muy importante un diagnóstico correcto y un tratamiento a tiempo.

Para mejorar un cuadro de derrame pleural, primero debe intentarse llegar al diagnóstico. Se debe saber frente a qué tipo de líquido pleural nos enfrentamos y si existe alguna enfermedad, para lo cual:

  • Se interroga al paciente y se lo revisa de forma completa.
  • Se suelen solicitar estudios por imágenes (radiografía, tomografía computada), de sangre y orina. A veces, es necesaria también una ecografía de la pleura, del corazón, del abdomen. Pueden pedirse, además, un estudio específico del pulmón llamado broncoscopia (una pequeña camarita para ver el estado de los pulmones).
  • Se procede a realizar una punción. Esta se realiza en uno de los espacios que hay entre las costillas, previa anestesia local. Es un procedimiento simple pero que da mucha información, ya que logra determinar el tipo de líquido y da pistas acerca de las posibles causas del derrame. También puede servir como tratamiento para extraer líquido en el caso que sea mucha la cantidad.

Una vez que ya se sabe la causa, el tratamiento del derrame pleural puede incluir:

  • Extracciones sucesivas de líquido si es que sigue acumulándose. Esto permite mejorar los síntomas y mejorar la calidad de vida del paciente.
  • Medicación específica según la causa: antibióticos, diuréticos, medicación en el espacio pleural para que no se acumule líquido y hasta quimioterapia, entre otros.

Existen algunas complicaciones que pueden aparecer a causa de un derrame pleural, entre ellas:

  • Infección del derrame pleural (empiema).
  • Lesión del pumón.
  • Neumotórax después de la punción (ingreso de aire en el pulmón).
  • Formación de una cicatriz (fibrosis) en la pleura o en zonas cercanas que dificulte el normal funcionamiento del pulmón.

Lo más importante que puedes hacer si padeces un derrame pleural es mejorar tus hábitos, es fundamental que tu dieta sume vitalidad a tu cuerpo y que no le implique esfuerzo: consume frutas y verduras crudas, legumbres y semillas, bebe agua, deja de lado el alcohol y el cigarrillo. No consumas lácteos ni gluten, aumentan el estado de inflamación de tu cuerpo y producen más secreciones. Los alimentos procesados (llenos de colorantes, conservantes, azúcar, endulzantes) no hacen más que complicar la situación.

Por otro lado, son muy importantes las horas correctas de descanso, si el cuerpo pide dormir hay que hacerle caso, es una forma más de recuperarse.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿El derrame pleural es peligroso?, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Pulmón y vías respiratorias.

Bibliografía
  • Ferreiro L, Porcel JM, Valdés L. Diagnosis and Management of Pleural Transudates. Diagnóstico y manejo de los trasudados pleurales. Arch Bronconeumol. 2017;53(11):629–636. doi:10.1016/j.arbres.2017.04.018
  • Redden MD, Chin TY, van Driel ML. Surgical versus non-surgical management for pleural empyema. Cochrane Database Syst Rev. 2017;3(3):CD010651. Published 2017 Mar 17. doi:10.1002/14651858.CD010651.pub2
  • Clive AO, Jones HE, Bhatnagar R, Preston NJ, Maskell N. Interventions for the management of malignant pleural effusions: a network meta-analysis. Cochrane Database Syst Rev. 2016;2016(5):CD010529. Published 2016 May 8. doi:10.1002/14651858.CD010529.pub2

Escribir comentario sobre ¿El derrame pleural es peligroso?

¿Qué te ha parecido el artículo?

¿El derrame pleural es peligroso?
¿El derrame pleural es peligroso?

Volver arriba