Tinnitus

Ruido en los oídos cuando hay silencio: causas y tratamiento

 
Isbelia Farias
Por Isbelia Farias. 17 enero 2024
Ruido en los oídos cuando hay silencio: causas y tratamiento

El ruido en los oídos en momentos de silencio puede deberse a diversas causas, como la exposición a ruido excesivo, especialmente en entornos laborales específicos. Además, la edad también puede desempeñar un papel determinante, y otras posibles causas incluyen contracciones musculares y la ingesta de ciertos fármacos, entre otros. A este fenómeno se le conoce como tinnitus o acúfeno, y quienes lo experimentan suelen percibir sonidos como timbres de campanas, zumbidos, rugidos o silbidos, ya sea en uno o ambos oídos. En estos casos, la persona escucha un sonido que puede percibirse como cercano o distante, pero no hay una fuente externa real que lo genere.

Este problema es bastante común en la población, y aunque en algunos casos puede durar solo unas semanas, en otros puede persistir durante meses o incluso años, afectando la calidad de vida. Aunque el tinnitus generalmente no es un problema grave, sí requiere atención médica, preferiblemente a cargo de un otorrinolaringólogo. Aunque puede afectar a personas de todas las edades, es más frecuente en edades avanzadas, y cabe destacar que tiende a manifestarse con mayor frecuencia en hombres que en mujeres. En ONsalus, ofrecemos más detalles sobre el ruido en los oídos cuando hay silencio, sus posibles causas y opciones de tratamiento.

También te puede interesar: ¿Es normal escuchar un pitido en el oído?
Índice
  1. Exposición a ruidos fuertes
  2. Acumulación de cerumen
  3. Infecciones del oído
  4. Envejecimiento
  5. Lesiones en el oído interno
  6. Otosclerosis
  7. Lesiones en la cabeza
  8. Contracturas musculares
  9. Enfermedad de Ménière
  10. Uso de fármacos
Ver más >>

Exposición a ruidos fuertes

Una de las causas más frecuentes de experimentar tinnitus cuando hay silencio es la exposición prolongada a ruidos muy fuertes. Esto provoca, a la larga, daños en las células sensoriales, lo que lleva a que la persona perciba sonidos que en realidad no existen. Esto puede suceder incluso después de exposición a un estruendo rápido, como un disparo, o tras pasar mucho tiempo en un entorno lleno de música, como las discotecas.

Tratamiento

Cuando se experimenta ruido en un entorno silencioso, es posible que el especialista recomiende el uso de audífonos diseñados para enmascarar los acúfenos. Esto puede ser de gran ayuda, especialmente durante la noche.

Acumulación de cerumen

Cuando la cera se acumula en el oído, podría causar problemas en la audición e incluso llevar al paciente a escuchar pitidos en los oídos sin causas aparentes o reales. Por ello, es necesario acudir al médico para que realice la extracción del cerumen acumulado.

Tratamiento

En primer lugar, el especialista puede utilizar un otoscopio, una herramienta que ilumina y permite una visión más detallada del oído interno al aumentar su tamaño. Posteriormente, procedería a extraer la cera acumulada mediante el uso de una cureta u otras técnicas. Además, podría emplear una jeringa con solución salina o agua tibia para ablandar la cera. Asimismo, es posible que prescriba gotas óticas unos días antes para ayudar a disolver la cera y facilitar la posterior extracción de la misma.

Infecciones del oído

Las infecciones del oído pueden ocurrir en el oído medio o externo, siendo menos comunes en el interno. Cuando se presenta una infección, como la otitis u otras, la persona puede experimentar cambios en la audición, dolor, inflamación, dolor de cabeza e incluso náuseas. También es posible que haya secreciones en el oído.

En el caso de las infecciones en el oído medio, estas se deben a la presencia de virus o bacterias provenientes de los ojos, la boca y las fosas nasales, acumulándose detrás del tímpano. Por otro lado, si la infección se localiza en el oído externo, la persona puede sentir picazón debido a la propagación de gérmenes en el canal auditivo, posiblemente causada por el uso de hisopos u otros objetos contaminados.

Tratamiento

Este se enfocará en la causa y gravedad de la infección. Además, es crucial identificar la ubicación específica de la infección, ya que, por ejemplo, los antibióticos pueden no ser efectivos si la infección es de origen viral. Algunas infecciones pueden tratarse con gotas recetadas por el médico.

Ruido en los oídos cuando hay silencio: causas y tratamiento - Infecciones del oído

Envejecimiento

La edad puede ser otro factor importante a considerar cuando se percibe ruido en los oídos sin causas externas reales. A medida que la persona envejece, las estructuras de sus oídos experimentan cambios, y es común que el tinnitus se experimente cuando la persona se encuentra en un entorno silencioso, siendo más frecuente a partir de los 60 años. Se asocia a diversos cambios relacionados con la edad, como la pérdida de elasticidad en los tejidos y la disminución de la función de las células sensoriales auditivas.

Tratamiento

En estos casos, el especialista podría recomendar diversas opciones, como el uso de audífonos especiales para dormir, la aplicación de algunas gotas, o fármacos. La elección del tratamiento dependerá de la gravedad del tinnitus, la exclusión de otras posibles causas y la edad del paciente.

Lesiones en el oído interno

Cuando existen lesiones en el oído interno, también conocido como cóclea, no solo es posible percibir sonidos que no tienen una fuente externa, sino que además puede estar acompañado de pérdida de audición. Este fenómeno se explica porque, al exponerse el oído a ondas sonoras, los cilios presentes en la cóclea pueden moverse, enviando señales eléctricas al nervio coclear que se extiende desde el oído hasta el cerebro. En consecuencia, cuando estas señales llegan al cerebro, este las interpreta como sonidos.

Tratamiento

Es esencial que el médico realice un examen exhaustivo del oído para establecer un diagnóstico preciso. Aunque en algunos casos las lesiones pueden resolverse de manera espontánea, el especialista llevará a cabo un seguimiento para garantizar que la recuperación sea adecuada. En situaciones más complejas, se puede considerar la opción quirúrgica para abordar lesiones persistentes o graves.

Otosclerosis

La otosclerosis se manifiesta cuando los huesecillos del oído crecen de manera anormal, pudiendo tener causas genéticas, es decir, ser hereditaria. La principal razón detrás de este fenómeno es la rigidez que se desarrolla en los huesecillos localizados en el oído medio. Esta condición puede dar lugar a síntomas como la percepción de pitidos, zumbidos, mareos, entre otros.

Tratamiento

Es probable que el médico recomiende el uso de un audífono especial; sin embargo, lamentablemente, no existe un tratamiento farmacológico que sea completamente efectivo para abordar esta patología. Hasta el momento, se están llevando a cabo investigaciones para desarrollar enfoques que permitan remodelar los huesos afectados. En ocasiones, la cirugía puede ser necesaria y justificada para tratar esta condición.

Lesiones en la cabeza

Después de sufrir un traumatismo en la cabeza, algunas personas pueden experimentar afectaciones en los nervios auditivos, el oído interno o en el área cerebral encargada del procesamiento de los sonidos. En estos casos, el tinnitus puede manifestarse en un solo oído.

Tratamiento

Si el otorrinolaringólogo identifica lesiones en la cabeza, es posible que colabore con otros especialistas para determinar el mejor enfoque de tratamiento. Dado que implica lesiones más allá del oído, la gestión del tinnitus post-traumático podría requerir una coordinación integral, abordando las consecuencias de los traumatismos en la cabeza de manera interdisciplinaria.

Contracturas musculares

Cuando esto ocurre, la contractura cervical puede generar una sensación de tapón en los oídos, lo que lleva a que la persona pueda percibir un tipo de pitido. Esta condición puede provocar dolor en las fibras musculares circundantes.

Tratamiento

Es fundamental abordar la contractura cervical de manera integral, y el tratamiento puede incluir la fisioterapia para relajar los músculos tensos, ejercicios de estiramiento, terapias de calor y posiblemente medicamentos antiinflamatorios bajo la supervisión médica. La colaboración entre diversos especialistas, como fisioterapeutas y otorrinolaringólogos, puede ser esencial para proporcionar alivio y mejorar la calidad de vida del paciente.

Ruido en los oídos cuando hay silencio: causas y tratamiento - Contracturas musculares

Enfermedad de Ménière

La enfermedad de Ménière es un trastorno crónico del oído interno que afecta el equilibrio y la audición. Se caracteriza por episodios recurrentes de vértigo, pérdida de audición fluctuante, zumbidos en los oídos (tinnitus) y una sensación de plenitud o presión en el oído afectado.

Tratamiento

La enfermedad de Ménière se puede tratar con el uso de diferentes fármacos prescritos por el especialista para lograr que la persona no solo deje de percibir los zumbidos, sino que también pueda mejorar de otros síntomas, como los mareos o la imposibilidad de mantenerse estable cuando está de pie.

Uso de fármacos

Algunos medicamentos también pueden inducir la percepción de ruidos en el oído cuando hay silencio, especialmente aquellos considerados ototóxicos, es decir, perjudiciales para las funciones auditivas. Entre estos se encuentran el ácido acetilsalicílico, el ácido valproico, ciertos antibióticos, antidepresivos, antihipertensivos, entre otros.

Tratamiento

Dado que estos fármacos pueden causar daños, incluyendo lesiones cocleares que afecten ambos oídos, es crucial que el médico conozca la medicación que la persona está tomando para tomar decisiones informadas al respecto.

Adicionalmente, existen causas neurológicas que pueden afectar los oídos y requieren la atención tanto del otorrinolaringólogo como del neurólogo. Por esta razón, la atención médica es esencial.

Además, varios factores de riesgo, como la hipertensión arterial, la exposición a ruidos fuertes, la edad avanzada, el consumo de alcohol, el tabaquismo, el colesterol alto, la depresión, la ansiedad, la otitis, la artritis reumatoide, entre otros, pueden contribuir a la aparición de estos síntomas. La detección de la causa no siempre es sencilla debido a que los sonidos percibidos carecen de un agente externo real. Por lo tanto, se recomienda la visita a un especialista para que examine al paciente y analice su historial clínico. Pruebas especializadas, como la audiometría, pueden ayudar a detectar posibles pérdidas de audición. Los tratamientos y las pautas a seguir dependerán de la frecuencia y gravedad de los zumbidos o silbidos, así como de la identificación de la causa subyacente en caso de ser posible. Por esta razón, es fundamental que el paciente consulte con su médico para recibir la evaluación y orientación adecuadas.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Ruido en los oídos cuando hay silencio: causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Oído, nariz y garganta.

Bibliografía
  • Gea, F. P. (2020). Tinitus (Acúfeno) en la población adulta nicaragüense. Revista Torreón Universitario, 9(26), 98-106.
  • Miguel, Q. S. (2018). El zumbido de los oídos (tinnitus o acúfenos). AMF 2018, 14(7), 402-406.
  • Nova, M. P., Caicedo, E. E., Espinosa, J. A., Malagón, L. D. L., Guzmán, S. L., & González, C. G. (2006). Tinitus: avances en fisiopatología y tratamiento. Archivos de Neurociencias, 11(2), 112-122.
Escribir comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 de 3
Ruido en los oídos cuando hay silencio: causas y tratamiento