Compartir

Anemia hemolítica: causas, síntomas y tratamiento

Por Mireia Aliaga, Periodista especializada en salud. 28 enero 2016
Anemia hemolítica: causas, síntomas y tratamiento

Los glóbulos rojos son elementos que más abundan en la sangre y su principal tarea es proporcionar oxígeno a los tejidos del cuerpo. Cuando una persona tiene pocos glóbulos rojos en la sangre se considera que está anémica, sin embargo, existen muchos tipos de anemia y en este artículo de ONsalus hablaremos específicamente de la anemia hemolítica: causas, síntomas y tratamiento.

La anemia hemolítica ocurre cuando los glóbulos rojos, que duran aproximadamente 120 días en el organismo, se destruyen antes de tiempo incumpliendo su función. Esto sucede debido a que la médula ósea es incapaz de reponer todos los glóbulos rojos que el organismo ha perdido. ¿Por qué se da esta condición? Descúbrelo a continuación.

También te puede interesar: Anemia: síntomas, tipos y tratamiento

Causas de la anemia hemolítica

Existen dos tipos de anemia hemolítica: intrínseca y extrínseca y el diagnóstico de cada una depende de su causa. La intrínseca ocurre debido a factores hereditarios y las más comunes son las siguientes:

  • Anemia drepanocítica: se trasmite de padres a hijos y ocurre debido a la malformación de los glóbulos rojos en el organismo, los cuales poseen una forma anormal semilunar.
  • La talasemia: esta condición ocurre cuando el organismo produce una forma anormal de hemoglobina y, por ende, los glóbulos rojos no pueden proporcionar oxígeno y se destruyen.
  • La deficiencia de glucosa -6- fosfato deshidrogenasa: esta deficiencia hace que el cuerpo destruya los glóbulos rojos cuando se encuentran en proceso de infección o de estrés.

Entre las causas de la anemia hemolítica extrínseca encontramos:

  • Fallo en el sistema inmunitario: ocurre cuando el sistema inmune reconoce a los glóbulos rojos como sustancias extrañas que representan una amenaza; y por lo tanto, desarrolla anticuerpos que los atacan y los destruyen como si fueran una especie de virus.
  • También es una causa de anemia hemolítica extrínseca infecciones como: hepatitis, citomegalovirus, Epstein - Barr, fiebre tiroidea, E. coli y estreptococos.
  • Medicamentos como el acetaminofén, la penicilina, sulfamidas y enfermedades como la leucemia, el lupus, la artritis reumatoide y algunos tipos de cáncer pueden también causar anemia hemolítica extrínseca.

La anemia hemolítica también puede ocurrir por exposición a químicos, tóxicos, ingesta de algunos medicamentos, transfusión sanguínea de un tipo de sangre distinto y coágulos de sangre en vasos sanguíneos muy pequeños.

Anemia hemolítica: causas, síntomas y tratamiento - Causas de la anemia hemolítica

Síntomas de la anemia hemolítica

Como la mayoría de los tipos de anemia, la anemia hemolítica, si es muy leve, puede no causar ningún síntoma, sin embargo, entre las manifestaciones más comunes de esta condición se encuentran:

  • Piel pálida o pérdida del color de la piel.
  • Debilidad.
  • Mareos.
  • Fiebre.
  • Orina de color oscuro.
  • Aumento del bazo y el hígado.
  • Intolerancia a la actividad física.
  • Confusión.
  • Aumento en el pulso.
  • Soplo del corazón.

Para determinar si una persona tiene anemia hemolítica es necesario realizar una serie de exámenes que abarcan: punción de médula ósea, chequeo general, hematología, aspirado de médula ósea y otros exámenes de sangre, por lo tanto consultar a un médico si tenemos varios de estos síntomas es fundamental para conseguir un diagnóstico certero.

Anemia hemolítica: causas, síntomas y tratamiento - Síntomas de la anemia hemolítica

Tratamiento de la anemia hemolítica

El tratamiento de la anemia hemolítica solo puede ser designado por un especialista, por lo que la consulta médica y la realización de los exámenes de diagnóstico resultan imprescindibles. La ingesta de medicamentos o tratamiento dependerá de la causa de la anemia así como de las condiciones de cada persona. Un posible tratamiento para esta patología puede sugerir:

  • Medicamentos que contengan corticoides.
  • Administración de inmunoglobulina intravenosa.
  • Transfusiones sanguíneas.
  • Terapia inmunosupresora.
  • Extirpación del bazo.
Anemia hemolítica: causas, síntomas y tratamiento - Tratamiento de la anemia hemolítica

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Anemia hemolítica: causas, síntomas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Sangre, corazón y circulación.

Escribir comentario sobre Anemia hemolítica: causas, síntomas y tratamiento

¿Qué te ha parecido el artículo?

Anemia hemolítica: causas, síntomas y tratamiento
1 de 4
Anemia hemolítica: causas, síntomas y tratamiento

Volver arriba