Compartir

Garganta irritada: causas y tratamiento

Por Ingrid Cruz, Auxiliar de farmacia. Actualizado: 5 julio 2018
Garganta irritada: causas y tratamiento

La irritación de garganta es un síntoma de ciertas afecciones como el resfriado, la faringitis, la amigdalitis o enfermedades infecciosas, como la mononucleosis. También puede aparecer por entrar en contacto con contaminantes ambientales, por gritar o por los cambios bruscos de temperatura. Generalmente, es fácil de tratar y los síntomas, como la inflamación y el dolor, desaparecen rápidamente. Sin embargo, si la irritación se presenta con fiebre, secreciones y estornudos por más de tres días, es necesario visitar a un médico.

En este artículo de ONsalus, te explicamos las causas y tratamiento para la garganta irritada.

También te puede interesar: Trucos para curar la garganta irritada

Causas de la garganta irritada e inflamada

La garganta funciona como un área de paso de variedad de sustancias, lo que la hace más vulnerable a infecciones e inflamaciones. Algunas de las causas de la garganta irritada son:

  • Gripes y resfriados.
  • Alergias.
  • Cambios bruscos de temperatura.
  • Infecciones por virus o bacterias.
  • Fumar.
  • Estar expuesto a sustancias tóxicas.
  • Mononucleosis o enfermedad del beso.
  • Amigdalitis, faringitis o laringitis.
  • Gritar o hablar por mucho tiempo.
  • Respirar por la boca, ya que la garganta entra en contacto directo con microorganismos que pueden causar la irritación.
  • Sequedad en la garganta.
  • Higiene bucal deficiente.
Garganta irritada: causas y tratamiento - Causas de la garganta irritada e inflamada

Síntomas de la irritación de garganta

La irritación en sí ya es un síntoma y se presenta mayormente durante el invierno, también puede ser que al levantarte, sientas la garganta irritada debido al aire seco que se genera en esa época.

Otros de los síntomas que pueden acompañar a la irritación de garganta son:

Tratamiento para la irritación de garganta

La mayoría de las veces la garganta irritada está causada por infecciones virales, por lo que no responderá al tratamiento por antibióticos. El tratamiento para la irritación de garganta tendrá como finalidad disminuir la inflamación y la irritación, para ello, el médico te recomendará alguna solución antiséptica para atacar a los microorganismos que están produciendo la irritación de garganta.

En caso de que la irritación sea de origen bacteriano, sí debe tratarse mediante medicamentos antibióticos, pero debe hacerse siempre bajo supervisión médica. Si tienes otros síntomas como dolor de cabeza o fiebre, los medicamentos analgésicos y antipiréticos son los más recomendados en estos casos. Es necesario que visites a tu médico para poder identificar la causa de la irritación de garganta para poder tratarla de una manera efectiva.

A continuación, te damos algunas recomendaciones sencillas que pueden ayudarte a aliviar la irritación de garganta:

  • Toma bebidas calientes endulzadas con miel, pues esta sustancia tiene propiedades sedantes que calmarán la irritación.
  • Consume sopas y purés para que no te duela la garganta al tragar.
  • Evita los líquidos fríos si estás refriado.
  • Haz gárgaras con 1 taza de agua tibia y sal varias veces al día.
  • Evita respirar por la boca.
  • Evita tomar leche, esta incrementa la mucosidad y la irritación.
  • Si tienes ronquera, aplica una compresa caliente en la parte frontal de la garganta por 15 minutos. Hazlo tantas veces como sea necesario.

Remedios caseros para la garganta irritada

Infusión de miel con limón

Un remedio natural excelente para eliminar la sensación de garganta rasposa, combatir la irritación y prevenir las infecciones gracias a la vitamina C que contiene el limón. También ayuda a eliminar la tos y a suavizar la zona gracia a que la miel actúa como un buen hidratante natural.

  1. Agrega 2 cucharadas de miel en 1 taza de agua caliente.
  2. Añade 1 cucharada pequeña de jugo de limón recién exprimido.
  3. Remueve la mezcla.
  4. Toma la infusión a pequeños sorbos.

Infusión de tomillo

El tomillo es una planta con poderosas propiedades antisépticas, por lo que es ideal para reducir las molestias de garganta y prevenir infecciones causadas por bacterias.

  1. Agrega 1 cucharada de hojas secas de tomillo en 1 taza de agua hirviendo.
  2. Cuela el líquido obtenido.
  3. Cuando se enfríe un poco, realizar gárgaras con la infusión.
  4. Si lo quieres tomar a modo de infusión, puedes agregarle un poco de jugo de limón.

Té de jengibre

Este es uno de los mejores remedios caseros para la irritación de garganta que puedes tomar, pues el jengibre es antiinflamatorio y actúa como un buen antibiótico natural, además de que es expectorante y puede ayudar a eliminar la flema acumulada en caso de que haya presencia de la misma.

  1. Corta 2 rodajas finas de jengibre y agrégalas en un cazo con agua.
  2. Deja hervir durante 10 o 15 minutos.
  3. Agrega un poco de jugo de limón y miel para mejorar el sabor.
  4. Toma 2 tazas al día para notar la mejoría.

Puedes ver otra receta efectiva en el artículo Té de jengibre para la garganta: beneficios y cómo hacerlo.

Gárgaras de salvia y sal

La salvia es una planta con propiedades antiinflamatorias y antisépticas y utilizada a modo de gárgaras es excelente para tratar afecciones como la faringitis, la amigdalitis, etc.

  1. En un vaso de agua hirviendo, agrega 2 cucharadas de salvia seca.
  2. Deja infusionar durante unos 10 minutos.
  3. Luego, cuela el líquido obtenido.
  4. Añade 1/2 cucharada pequeña de sal y remueve.
  5. Usa la preparación para hacer gárgaras unas dos veces al día.

Descubre en el siguiente artículo de ONsalus más trucos para curar la garganta irritada.

Garganta irritada: causas y tratamiento - Remedios caseros para la garganta irritada

Prevenir la irritación de garganta

En muchas ocasiones, la irritación de garganta puede prevenirse, por lo que te damos algunas medidas que debes tener en cuenta para evitar la aparición de este síntoma:

  • Evita gritar.
  • Abrígate bien.
  • Evita los cambios bruscos de temperatura.
  • Procura tener una buena higiene bucal.
  • Si la irritación es por causa de alergias, evita el contacto con el alérgeno.
  • Incrementa el consumo de vitamina C en tu dieta mediante alimentos como naranjas, fresas, limón, mandarina y kiwi.
  • Mantén las habitaciones ventiladas.
  • Evita fumar.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Garganta irritada: causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Oído, nariz y garganta.

Escribir comentario sobre Garganta irritada: causas y tratamiento

¿Qué te ha parecido el artículo?
3 comentarios
cristina
Buenos días. En causas faltaría añadir "reflujo". He tenido muchos años dolor de garganta sin que nadie me disgnosticara mi problema de reflujo y he abusado de antibiotico. Desde que me lo han disgnosticado, apenas tengo dolor gracias al control del ácido estomacal. Un saludo.
pedro herrera
Tengo dolor de garganta mas de quince dias,me hice nasofibroendoscopia y es normal,no tengo amigdalitis ni faringitis,solamente dolor principalmente al tragar,ademàs tos no severa,al principio desde el 2014 me daba con difonìa,se me quitaba con un esteroide inyectado.En este año 2017 me dieron tres episodios en el ultimo no se quitò con el esteroide,que debo hacer,muchas gracias.
manuel flores santos
les agradeceria que consante vayan sacando como se puede ayudar a cualquier mal por blo prono son los dolores e infecciones porque los medicos del issste como lo que diga el direccor es lo que hacen

Garganta irritada: causas y tratamiento
1 de 3
Garganta irritada: causas y tratamiento

Volver arriba