Compartir

Por qué me escuecen los ojos al llorar

 
Por Jorge Andrés Caraballo, Odontólogo. Actualizado: 5 abril 2018
Por qué me escuecen los ojos al llorar

Los ojos tienen una estrecha relación con las glándulas lagrimales, ya que la producción de lagrimas es esencial para mantener la salud de los ojos. Durante cada parpadeo los ojos se humedecen debido a un flujo pasivo y constante de lágrimas, formando una capa protectora sobre ellos y que impide que partículas extrañas entren a la vez que barre las que han logrado entrar. Así mismo, este flujo lubrica y permite el deslizamiento de los parpados sobre los ojos. Además, el flujo lagrimal le proporciona humedad a la córnea, así como también oxígeno y nutrición adecuada. Para algunas personas, el lagrimeo esta relacionado con una sensación de escozor en los ojos, la cual puede resultar ser sumamente molesta y mas aún cuando ocurre de forma regular. En este artículo de ONsalus te explicaremos el por qué me escuecen los ojos al llorar.

Sequedad ocular

Una de las principales causas de la aparición de esta condición es la sequedad ocular, una sensación desagradable que incluso puede llegar a ser dolorosa y se debe a una deficiencia en la humedad natural de los ojos. Esto quiere decir que, el organismo no va a producir suficiente flujo lagrimal y puede ser a causa de múltiples factores, como los ambientales, enfermedades o por medicamento.

Entre los síntomas comunes de la sequedad ocular se podría mencionar:

  • Picor.
  • Escozor
  • Sensación de partículas extrañas sobre la superficie de los ojos.

Es importante que, para hacer un control a esta situación, uses los aditamentos necesarios para ello, como la aplicación de lágrimas artificiales a través de colirios, para que así le proporciones a tus ojos la humectación necesaria.

Irritación ocular y cuerpos extraños

Muchas veces se produce una irritación ocular como consecuencia de un continuo frotamiento sobre la superficie de los ojos, lo cual puede desencadenar la sensación de escozor al llorar. Si estas llorando y realizas esta acción puede que irrites tus ojos y aparezca la sintomatología, sobre todo si estas usando maquillaje, lo que permite que sus partículas entren a la superficie de los ojos, causando la irritación y a su vez el escozor.

La irritación ocular está íntimamente relacionada con la presencia de un cuerpo extraño en los ojos. Un ejemplo de ello podría ser cuando entra alguna partícula presente en el medio ambiente, como el sucio y que al entrar, sientas la necesidad de rascar o frotar, produciendo un lagrimeo intencional desencadenando la sensación de escozor.

Por qué me escuecen los ojos al llorar - Irritación ocular y cuerpos extraños

Alergia ocular

La alergia es una reacción del cuerpo cuando se expone a ciertos elementos que en general no deberían causar una reacción. Dentro de la cadena de sucesos que acompaña los procesos alérgicos, está la liberación de un mediador llamado histamina, el cual produce una inflamación que ayuda al cuerpo a combatir contra el para combatir al elemento extraño. La inflamación de los ojos va a acompañada por lo general de una producción aumentada de lágrimas y también de una sensación de escozor.

Conjuntivitis

Consiste en la inflamación de la conjuntiva, que es la capa fina que reviste el interior del parpado y que cubre la parte blanca del ojo. Es ocasionada por múltiples factores, los más conocidos son por infecciones bacterianas, virales o alérgicas. Los síntomas van a depender de la causa que lo provoco y que gracias a ellos, es que se podrá diagnosticar el tipo de conjuntivitis que tienes. Sin embargo, de forma general se podría decir que la conjuntivitis produce:

  • Enrojecimiento del ojo.
  • Ardor.
  • Lagrimeo.
  • Sensación de que existe un cuerpo extraño en el ojo, por lo que al llorar tus ojos se escuecen.

Te recomendamos que sea cual sea la causa que lo produjo, lo primero que deberás hacer es limpiar los ojos para eliminar las secreciones con el uso de un paño limpio humedecido en agua tibia o preferiblemente suero fisiológico estéril. Para aliviar la sintomatología puedes tomar analgésicos de venta libre y colocar compresas frías sobre la superficie de los ojos.

Por último, puedes aplicar colirio o algún gel con composición antibiótica, si es producido por una bacteria y en caso de que sea por alergia, gotas oftálmicas con corticoesteroides. Sin embargo, no puedes usarlo si es por herpes, puesto que exacerba la condición.

Para más información, te dejamos el siguiente artículo sobre la conjuntivitis, sus tipos, síntomas y tratamientos.

Por qué me escuecen los ojos al llorar - Conjuntivitis

Lentes de contacto

Si usas lentillas o lentes de contacto es probable que le causen escozor a tus ojos, sobre todo si estas empezando a usarlos o si están dañados. Esto se debe porque al usarlas puedes lastimarte los ojos y producir una pequeña herida que al entrar en contacto con el cloruro de sodio de las lágrimas cuando lloras produce dicha sensación.

Te recomendamos usar lentillas más delgadas y cambiar las que usas, porque probablemente te den alergia o estén fisuradas. Así mismo, debes tener una limpieza adecuada sobre la superficie de tus lentes para disminuir los riesgos de una infección.

En el siguiente artículo de ONsalus te hablamos sobre las mejores lentillas para ojos secos.

Por qué me escuecen los ojos al llorar - Lentes de contacto

Úlcera corneal

Una úlcera corneal es una lesión abierta ubicada en la parte externa del ojo, y por lo general es causada por infecciones. Puede ser por virus, bacterias, hongos o por parásitos. En ocasiones puede ser producida por otras condiciones como son alergias, resequedad ocular, lesiones en la capa externa de los ojos como por rasguños, enfermedad alérgica ocular grave, objetos extraños sobre los ojos o parpados que no cierran bien. Normalmente, las úlceras corneales desencadenan una sintomatología característica como:

  • Enrojecimiento.
  • Dolor.
  • Hinchazón.
  • Mancha blanca sobre la superficie.
  • Molestias.
  • Sensación de un cuerpo extraño y lagrimeo.

Así mismo, los ojos se escuecen al momento de llorar, como consecuencia de la molestia desagradable que origina una ulcera corneal. Puedes asistir a un oftalmólogo, porque dependiendo de la causa que lo origino será quien determine el tratamiento a seguir. Sin embargo, el tratamiento de elección en la mayoría de los casos suele ser gotas oftálmicas antibióticas, antifúngicas o antivirales.

Qué hacer si me escuecen los ojos al llorar

Como hemos visto en los apartados anteriores, casi siempre el escozor de los ojos se debe a la presencia de algún elemento en dicho órgano, o a alguna herida que está causando una irritación. Existen formas bastante sencillas de aliviar esta sensación y en la mayoría de los casos son lo suficientemente efectivas, como por ejemplo el lavado de los ojos con agua tibia y con la ayuda de una toalla limpia, o la aplicación de gotas para los ojos conocidas como colirio.

En casos en los que el escozor se hace constante o muy frecuente, puede ser necesaria la visita a un oftalmologo para que haga el diagnostico de la condición que causa la molestia y te indique el tratamiento mas adecuado para el caso. El tratamiento depende de cada caso, pero suele implicar el uso de algún medicamento especifico en forma de pomada o gotas con propiedades anti microbianas o hidratantes, dos acciones muy efectivas para tratar muchos de los problemas que causan escozor de los ojos. Además, en el siguiente artículo te hablamos sobre remedios caseros para aliviar los ojos secos.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Por qué me escuecen los ojos al llorar, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Ojos y visión.

Escribir comentario sobre Por qué me escuecen los ojos al llorar

¿Qué te ha parecido el artículo?

Por qué me escuecen los ojos al llorar
1 de 4
Por qué me escuecen los ojos al llorar

Volver arriba