Compartir

Por qué siento que me voy a tragar la lengua

Por Aleix Cardona, Periodista especializado en salud y bienestar. Actualizado: 5 marzo 2018
Por qué siento que me voy a tragar la lengua

El cuerpo humano es algo extraordinario, de una enorme complejidad. Igual de extraordinario y complejas son sus funciones, sus condiciones y, a menudo, las dolencias que le acaecen. El dolor de barriga, la fiebre o el dolor de cabeza son situaciones a la que todos estamos acostumbrados y que no nos suelen preocupar mucho. No obstante, esta preocupación sí que se dispara cuando sufrimos condiciones más raras y que jamás habíamos notado. ¿Por qué siento que me voy a tragar la lengua?, ¿Por qué siento que la lengua se me va par atrás?

En el siguiente artículo de ONsalus te daremos la respuesta a esta pregunta, te explicaremos las causas, las consecuencias y la forma de acabar con ella.

También te puede interesar: Qué es somatizar una enfermedad

Sensación de tragarse la lengua: causas

¿Te preguntas por qué siento que me voy a tragar la lengua? La respuesta es sencilla: por ansiedad. Este trastorno psicológico, del que hablaremos más adelante, traspasa los límites de la psique y se manifiesta en nuestro cuerpo a través de distintas dolencias, entra la que encontramos de distintas sensaciones y malestares en la lengua.

Además se la sensación de que te tragas la lengua también puedes notar sensaciones como:

Hay que tener claro que esto es solamente una sensación, que no te está pasando en realidad y que no te vas a tragar la garganta. Para aclarar este y más aspectos sobre como tratarlo, sigue leyendo los siguientes apartados.

Por qué siento que me voy a tragar la lengua - Sensación de tragarse la lengua: causas

¿La lengua se puede tragar?

Antes que nada es esencial que sepas que es imposible que te tragues la lengua, eso no va a pasar. Es físicamente imposible que eso suceda, por lo que ese no debería ser un motivo de preocupación. Solo tienes una sensación, pero eso no significa que te vayas a tragar la lengua. La razón por la que eso no puede pasar es el frenillo, la piel que hay debajo de la lengua y que la uno al suelo de la boca. Ese frenillo, como indica el nombre, actúa como un freno, imposibilitando que la lengua se pueda ir para atrás.

Gran parte de las leyendas urbanas acerca de tragarse la lengua pueden venir de las películas o la extendida versión de que cuando perdemos el conocimiento nos podemos tragar la lengua. Lo cierto es que esto no ocurre. Sí que es verdad que cuando estás inconsciente la lengua pierde el tono muscular y puede, temporalmente, bloquear las vías y dificultar el paso del aire. En esos casos se puede escuchar un ronquido, no obstante, si tumbamos la persona de lado la lengua caerá por su propio peso.

Sensación de tragarse la lengua y otros síntomas de ansiedad

No hay una causa exacta detrás de la ansiedad, lo cierto es que depende de la persona los detonantes pueden ser unos u otros. No obstante, está muy relacionada con otras condiciones psicológicas como la depresión y los ataques de pánico, así como tiene un fuerte componente genético y de estrés.

Este es un trastorno que suele tener un desarrollo gradual, que normalmente empieza en la juventud, y que va desarrollando distintos síntomas. En este punto hay que tener claro que no existe una prueba médica para detectar la ansiedad, por lo que la persona puede pasarse años de médico en médico intentando averiguar el origen de sus malestares y problemas físicos, por ejemplo, notar que la lengua se hincha, sin que los médicos puedan darle ninguna respuesta.

El principal síntoma de la ansiedad es la preocupación constante y exagerada por cualquier aspecto de su vida, ya sea la salud, la familia, el trabajo o el dinero. También es habitual saber que esas preocupaciones no tienen ninguna lógica, no obstante, la persona no puede controlarla. Además, existen otros síntomas psíquicos de ansiedad:

  • Dificultad para mantener la concentración.
  • Cambios de humor constantes.
  • Cansancio continuo.
  • Insomnio y problemas para conciliar el sueño.

Pero no solo se manifiesta a nivel psicológico, la ansiedad también puede conllevar problemas físicos:

  • Problemas para respirar.
  • Tensión muscular.
  • Sudor intenso.
  • Dolores de barriga.
  • Diarrea.
  • Palpitaciones en el pecho.
Por qué siento que me voy a tragar la lengua - Sensación de tragarse la lengua y otros síntomas de ansiedad

Tratamiento para la ansiedad

Si sufres de ansiedad lo primero que debes hacer es visitar a un psicólogo. Allí, después de evaluar tu caso y ver los niveles que tienes te trazarán un tratamiento para aliviar los síntomas de esta condición. Normalmente, el tratamiento de la ansiedad suele venir de dos lados:

  • Uso de antidepresivos, en las condiciones, dosis y tiempo que indique el médico.
  • Psicoterapia: encuentros con un psicólogo para aprender a llevar el estrés, contrarrestar la ansiedad y rebajar esa tensión que provoca los síntomas.

Según la gravedad del caso se puede elegir una, otra o las dos opciones, en los casos más graves. Además, hay multitud de remedios que tienes a tu disposición para bajar los niveles de ansiedad, por ejemplo, estas plantas medicinales para la ansiedad.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Por qué siento que me voy a tragar la lengua, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Desórdenes mentales.

Escribir comentario sobre Por qué siento que me voy a tragar la lengua

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
Elizabeth
Es una buena información

Por qué siento que me voy a tragar la lengua
1 de 3
Por qué siento que me voy a tragar la lengua

Volver arriba