Compartir

¿Se puede tomar Ampicilina en el embarazo?: para qué sirve y dosis

 
Por Gennesis González, Médico. 22 febrero 2019
¿Se puede tomar Ampicilina en el embarazo?: para qué sirve y dosis

Siempre han existido dudas en relación al uso de los antibióticos durante el embarazo y los posibles efectos secundarios que puedan provocar en el feto, es por eso que el uso de cualquier medicamento durante esta etapa tan importante debe realizarse bajo prescripción e indicación médica especializada.

Sin embargo, a pesar de esta inquietud, la ampicilina es un fármaco seguro para ser utilizado durante el embarazo bajo algunas condiciones médicas específicas. La seguridad del medicamento va a depender de las características propias del antibiótico, así como la dosis y el tiempo de tratamiento. En este artículo de ONsalus, te explicaremos todo lo que debes saber acerca del uso de la ampicilina en el embarazo, cuál es la dosis recomendada y para qué sirve.

También te puede interesar: ¿Se puede tomar paracetamol en el embarazo?

Ampicilina: para qué sirve

La Ampicilina es un antibiótico que forma parte del grupo de las penicilinas, es un bactericida de amplio espectro indicado en afecciones específicas como:

  1. Infecciones del aparato genitourinario por E.Coli, Shigella, Enterococos.
  2. Infecciones del aparato respiratorio como neumonía y bronquitis por H.Influenzae, Estafilococos y Estreptococos.
  3. Infecciones del sistema gastrointestinal: por Shigella, Salmonellas, E.Coli.
  4. Meningitis.

A pesar de que la ampicilina atraviesa la barrera placentaria y se excreta a través de la leche materna, no se conocen efectos teratogénicos conocidos producidos por este fármaco.

El uso y la seguridad de este antibiótico va a depender de las características propias del medicamento, así como de la dosis con la que es administrada y los días de duración del tratamiento. Sin duda alguna, también dependerá de la etapa de la gestación en la que se encuentra la embarazada, es por esto que cualquier antibiótico debe ser utilizado bajo prescripción e indicación médica.

¿Se puede tomar Ampicilina en el embarazo?: para qué sirve y dosis - Ampicilina: para qué sirve

Cómo tomar Ampicilina en el embarazo: dosis y usos

En el embarazo, la Ampicilina es utilizada en caso de que la mujer presente infección urinaria, sobre todo, si esta se presenta a partir del segundo trimestre de la gestación, infecciones respiratorias como la neumonía y la bronquitis, infecciones gastrointestinales y en pacientes con meningitis.

De acuerdo a la revista sobre enfermedades infecciosas y microbiología clínica[1] en relación al tema sobre la infección del tracto urinario en la embarazada, describe que la frecuencia de afección en la gestante se sitúa entre el 5 y el 10% y se relaciona con problemas como parto prematuro, bajo peso del feto al nacer, mortalidad perinatal, anemia e hipertensión materna. La gestante cursa con algunos factores de riesgo para presentar infección urinaria durante el embarazo siendo esta una causa habitual para utilizar la Ampicilina. Uno de ellos es padecer infección del tracto urinario previo a la gestación y de manera recurrente, asimismo se puede asociar a diabetes mellitus, vejiga neurogénica, entre otras condiciones. La bacteria responsable de las infecciones urinarias en el embarazo es la E. Coli en un 70-90% de los casos.

La Ampicilina se utiliza en la embarazada con una dosis de 500 mg a 1 g vía oral cada 6 horas durante 7 o 10 días pudiendo requerir dosis mayores en infecciones graves de tratar.

Contraindicaciones de la ampicilina en el embarazo

El uso de la Ampicilina durante el embarazo es seguro al ser utilizado bajo indicación médica y cumpliendo la dosis prescrita, sin embargo, tiene algunas contraindicaciones:

  1. No debe ser utilizada en personas que tengan antecedentes de hipersensibilidad a la penicilinas.
  2. Está contraindicada en infecciones producidas por organismos productores de penicilinasa, ya que estas son resistentes al uso de las penicilinas.
  3. Pacientes con leucemia.
  4. Pacientes sensibles a las cefalosporinas.
  5. Pacientes con mononucleosis infecciosa.
  6. Pacientes con otras enfermedades virales.

Es importante tomar en consideración algunas precauciones antes empezar a tomar Ampicilina:

  • Debes informarle al médico la existencia de un embarazo.
  • Indicar al médico si se está cumpliendo algún otro tratamiento para evitar que existan interacciones medicamentosas.
  • Por último, debe ser de conocimiento del médico el padecer enfermedades tanto del riñón como del hígado para ajustar la dosis.

Efectos secundarios de la Ampicilina durante el embarazo

Es probable que algunas gestantes evidencien reacciones adversas después de la administración de la Ampicilina, entre las que se encuentran:

  • Vómitos.
  • Malestar estomacal.
  • Diarrea.
  • Sarpullido en la piel.
  • Picazón.
  • Dificultad para respirar.
  • Aumento de volumen en la lengua.

Todos estos efectos desaparecen inmediatamente si se suspende la toma del medicamento. Ante cualquier manifestación extraña que inicie después del comienzo del tratamiento médico, suspende su uso y acude al médico inmediatamente.

Ampicilina y lactancia materna

Durante la lactancia materna, hay que tener ciertas precauciones, ya que la Ampicilina se excreta en bajas cantidades a través de la leche materna, por lo que el recién nacido también lo consume generando riesgo en el lactante de presentar:

  • Diarrea.
  • Sensibilización.
  • Infección en el bebé.
  • Erupción cutánea.

El médico especialista deberá decidir si se suspende la lactancia materna durante el tratamiento o se suspende el uso de este medicamento.

¿Se puede tomar Ampicilina en el embarazo?: para qué sirve y dosis - Ampicilina y lactancia materna

Interacciones medicamentosas de la Ampicilina

El uso de algunos medicamentos al mismo tiempo que la Ampicilina puede hacerla menos eficaz para tratar algunas afecciones o aumentar su efecto dependiendo del medicamento con que interactúe:

  1. Si se administra al mismo tiempo que el alopurinol, aumenta la probabilidad que aparezcan erupciones cutáneas, sobre todo, en pacientes con hiperuricemia.
  2. Al ser administrada en conjunto con anticonceptivos orales, es probable que estos últimos disminuyan su eficacia y además inicie sangrado fuera de la menstruación.
  3. El uso del probenecid aumenta el riesgo de toxicidad renal tras reducir la secreción tubular renal de la Ampicilina.

Antes de iniciar el tratamiento con algún antibiótico se debe tomar en consideración la valoración y la indicación del especialista, si bien es cierto que la Ampicilina puede ser utilizada durante la gestación, debe ser bajo dosis y una vía de administración adecuadas.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Se puede tomar Ampicilina en el embarazo?: para qué sirve y dosis, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Embarazo y salud del bebé.

Referencias
  1. Herráiz, M. Á., Hernández, A., Asenjo, E., & Herráiz, I. (2005). Infección del tracto urinario en la embarazada. Enfermedades infecciosas y microbiología clínica, 23, 40-46.

Escribir comentario sobre ¿Se puede tomar Ampicilina en el embarazo?: para qué sirve y dosis

¿Qué te ha parecido el artículo?

¿Se puede tomar Ampicilina en el embarazo?: para qué sirve y dosis
1 de 3
¿Se puede tomar Ampicilina en el embarazo?: para qué sirve y dosis

Volver arriba