Compartir

Diabetes gestacional: causas, síntomas y tratamiento

Por Natalia Ferrer, Periodista especializada en salud. 1 octubre 2015
Diabetes gestacional: causas, síntomas y tratamiento

La diabetes gestacional es un tipo de diabetes que solo se desarrolla en el embarazo y que, al igual que la condición del tipo 1 y tipo 2, requiere de importantes cuidados especialmente en cuanto a la alimentación para evitar que los niveles de glucosa asciendan de forma peligrosa, poniendo en riesgo tanto a la madre como al feto. Controlar la dieta y realizar ejercicio moderado es clave para mantener los niveles adecuados de glucosa y garantizar el bienestar de ambos. Si quieres conocer las causas, síntomas y tratamiento de la diabetes gestacional lee atentamente este artículo de ONsalus.

También te puede interesar: ¿La diabetes es hereditaria?

Causas y factores de riesgo de la diabetes gestacional

Se considera diabetes gestacional a aquel padecimiento diabético que es diagnosticado por primera vez durante el embarazo. Esta condición, que afecta alrededor del 10% de las embarazadas, es una de las enfermedades más comunes durante la gestación debido especialmente a la obesidad y el sobrepeso al momento de iniciar el embarazo y también a los antecedentes de esta patología en la familia.

Durante el embarazo los muchos cambios hormonales que se producen pueden llegar a bloquear o interferir con el trabajo de la insulina, una hormona encargada de hacer que las células absorban el azúcar que consumimos en nuestra dieta y lo conviertan en energía. Cuando este proceso falla la glucosa comienza a acumularse de forma peligrosa en la sangre, dando origen a esta enfermedad.

Existen grupos mucho más propensos a padecer esta condición, los principales factores de riesgo de la diabetes gestacional son:

  • Las mujeres de origen hispanoamericano, afroamericano, nativo americano o provenientes del sudeste asiático o las islas del Pacífico cuentan con un riesgo mayor de sufrir de esta condición.
  • Padeces de obesidad.
  • Has subido mucho de peso durante la gestación.
  • Cuentas con antecedentes de diabetes en tu familia.
  • Has sufrido de diabetes gestacional en embarazos previos.
  • Sufres de condiciones como hipertensión arterial u ovarios poliquísticos.

En todos estos casos es conveniente consultar a tu médico acerca de la posibilidad de determinar con anterioridad la posible alteración en los niveles de glucosa en la sangre.

Diabetes gestacional: causas, síntomas y tratamiento - Causas y factores de riesgo de la diabetes gestacional

Síntomas de esta condición

Es importante tener claro que la diabetes gestacional suele diagnosticarse, en la mayoría de los casos, durante un análisis rutinario para medir la glucosa en sangre al que todas las embarazadas deben someterse, por este motivo y porque la diabetes es una condición que avanza de forma lenta, es que normalmente no se presentan señales de esta enfermedad.

Cuando las hay, los síntomas de la diabetes gestacional pueden incluir:

  • Fatiga.
  • Infecciones frecuentes especialmente en la vejiga o la piel.
  • Visión borrosa.
  • Aumento del apetito.
  • Incremento de la sed y mayor cantidad de micciones debido al exceso de agua.
  • Posible pérdida de peso a pesar de estar comiendo más.
Diabetes gestacional: causas, síntomas y tratamiento - Síntomas de esta condición

Diagnóstico de la diabetes gestacional

Todas las mujeres embarazadas deben someterse, entre la semana 24 y la 28 de gestación, a un estudio conocido como la prueba oral de tolerancia a la glucosa, en la que tras ingerir 75 gramos de glucosa se mide, en un período entre 30 y 60 minutos después de la ingesta, los niveles de glucosa en sangre extrayendo muestras de la misma. La prueba puede llegar a extenderse hasta 3 horas y sirve para revelar de forma clara si hay diabetes gestacional.

En el caso de aquellas mujeres que cuenten con factores de riesgo para desarrollar esta condición o que la hayan presentado en un embarazo anterior, la prueba de tolerancia a la glucosa puede realizarse más temprano en el embarazo.

Diabetes gestacional: causas, síntomas y tratamiento - Diagnóstico de la diabetes gestacional

Tratamiento para la diabetes gestacional: dieta, ejercicio y cuidado médico

Al igual que ocurre con la diabetes tipo 2, el tratamiento básico de la diabetes gestacional reside en un estricto control alimentario y la realización de ejercicio, en muy pocos casos la mujer necesita ingerir algún tipo de medicación o inyectarse insulina, una decisión que dependerá estrictamente de la valoración médica.

Las recomendaciones alimenticias para la diabetes gestacional son:

  • Eliminar de la dieta o reducir al mínimo cualquier alimento que contenga azúcar añadido o mucho azúcar como es el caso de los zumos envasados o naturales, los dulces, la bollería, el chocolate, las mermeladas, las jaleas o los refrescos.
  • Controlar al máximo la ingesta de grasas y preferir el consumo de proteínas magras como el pollo, el pescado, el pavo y algunos cortes de cerdo y ternera con bajo contenido graso.
  • Llevar una dieta balanceada en la que se consuman también vegetales y carbohidratos complejos como la pasta, el arroz o los cereales integrales sin azúcar añadido.
  • Prefiere consumir frutas enteras en lugar de zumos, pero ten en cuenta que algunas de ellas contienen mucha fructosa, un azúcar natural cuya ingesta también debes moderar. La manzana, pera, ciruela, melón, plátano o los higos deben consumirse con mucha moderación debido a su alto contenido de fructosa.

El ejercicio también es clave para controlar la diabetes gestacional por eso es importante asegurarte con tu médico de que tu embarazo te permite por completo realizar actividad física, en ese caso las caminatas diarias de al menos media hora, el yoga o la natación pueden ayudarte a disminuir los niveles de glucosa en sangre y mantenerte mucho más activa y saludable durante el embarazo.

Diabetes gestacional: causas, síntomas y tratamiento - Tratamiento para la diabetes gestacional: dieta, ejercicio y cuidado médico

Complicaciones de esta condición

Si la diabetes gestacional es tratada y los niveles de azúcar se mantienen de forma adecuada, el embarazo suele desarrollarse con total normalidad sin representar un riesgo para la madre o el feto.

Sin embargo cuando la diabetes no se controla los altos niveles de glucosa en sangre pueden ocasionar complicaciones en el parto y afectar la salud del bebé a mediano y largo plazo. Las complicaciones más comunes de la diabetes gestacional no controlada son:

  • Bebés con un mayor tamaño de lo normal y con cierta gordura producto de la acumulación de glucosa en su cuerpo proveniente del exceso de azúcar en la sangre de la madre. Esta situación dificulta el parto natural y puede ocasionar que el hombro del bebé se quede atascado en el canal de parto produciendo posibles traumatismos en el pequeño y obligando a la realización de una cesárea.
  • Bebés con un bajo nivel de glucosa, esto se produce porque el páncreas del feto comienza a producir insulina de forma excesiva para utilizar todo el azúcar que su madre le pasa a través de la sangre. Al momento del parto el bebé deja de recibir esa glucosa pero el páncreas sigue trabajando de forma excesiva lo que conlleva a un rápido consumo del azúcar y a un descenso en sus niveles, lo que debe ser controlado de cerca por el médico.
  • Los niños producto de embarazos con diabetes gestacional no controlada tienen más posibilidad de desarrollar obesidad infantil y diabetes tipo 2 en la adultez.

¿Seguiré siendo diabética después del embarazo?

En la mayoría de los casos, después del parto los niveles de glucosa vuelven a la normalidad, sin embargo un pequeño porcentaje de las mujeres que han padecido diabetes gestacional podrán continuar siendo diabéticas tras el parto. Normalmente 12 semanas después de dar a luz se realizan nuevamente las pruebas para determinar los niveles de glucosa en el cuerpo.

Una vez que se ha sufrido de diabetes gestacional se corre mayor riesgo de:

  • Padecer nuevamente de esta condición en un próximo embarazo.
  • Sufrir de diabetes tipo 2 en un futuro cercano.

Es muy importante tras el parto extremar las precauciones para reducir al mínimo los riesgos de sufrir de diabetes mellitus en un futuro, por eso se recomienda:

  • Adelgazar en los casos de obesidad o sobrepeso. Puede ser necesaria la ayuda de un nutricionista para conseguirlo.
  • Llevar una dieta equilibrada rica en vegetales, proteínas magras y frutas.
  • Evitar el exceso de azúcar y grasa en la dieta.
  • Realizar ejercicio de forma frecuente.
  • Realizarse anualmente un análisis de sangre completo donde, entre otros valores, se miden también los niveles de glucosa.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Diabetes gestacional: causas, síntomas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Sistema endocrino.

Escribir comentario sobre Diabetes gestacional: causas, síntomas y tratamiento

¿Qué te ha parecido el artículo?

Diabetes gestacional: causas, síntomas y tratamiento
1 de 5
Diabetes gestacional: causas, síntomas y tratamiento

Volver arriba