Compartir

Vegetaciones adenoideas: síntomas, causas y tratamiento

Por Mireia Aliaga, Periodista especializada en salud. 31 agosto 2016
Vegetaciones adenoideas: síntomas, causas y tratamiento

Las adenoides son tejidos linfáticos, o masas esponjosas, muy similares a las amígdalas que están ubicadas en las vías respiratorias superiores, específicamente en la parte posterior de la cavidad nasal, entre la nariz y la garganta, razón por la cual pueden ser apreciadas a simple vista. Las adenoides son muy importantes porque nos protegen contra las enfermedades atrapando microbios y bacterias y matando las infecciones con sus anticuerpos.

Cuando las adenoides se hipertrofian, es decir, se inflaman y aumentan de tamaño, hablamos de vegetaciones adenoideas, una condición muy común en los niños que causa molestos síntomas y que puede estar originada por infecciones, virus y catarros, incluso, en algunos casos este tejido puede agrandarse sin causa aparente. En este artículo de ONsalus podrás conocer cómo actúan las vegetaciones adenoideas: síntomas, causas y tratamiento.

También te puede interesar: Falta de aire al hablar: causas

Causas de las vegetaciones adenoideas

La hipertrofia de adenoides puede ser una característica normal de las personas, ya que este tejido suele agrandarse mientras el cuerpo combate una infección, pero también pueden estar inflamadas sin la presencia de una enfermedad. Cuando los bebés nacen con las adenoides grandes, a menudo estás se desinflaman con el paso del tiempo y alcanzan su tamaño normal a los 5 años de edad. No obstante, hay personas que han tenido vegetaciones adenoideas toda su vida y solo se enteran cuando visitan al otorrino, usualmente, por cualquier otro síntoma que no está relacionado con estas masas linfáticas.

Di igual modo, la hipertrofia de adenoides puede causar síntomas o no, sin embargo, cuando esta condición genera una serie de malestar que interfiere con la calidad de vida de la persona y son más los problemas que está causando que las enfermedades que está evitando, es muy probable que el especialista médico considere extirparlas para ofrecer alivio a la persona y mejorar inclusive sus hábitos de respiración. Las afecciones más comunes que pueden desencadenar vegetaciones adenoideas son:

  • Catarros.
  • Infecciones.
  • Virus.
  • Sinusitis.
  • Enfermedades e infecciones de la garganta.
  • Fiebre.
  • Alergias.
Vegetaciones adenoideas: síntomas, causas y tratamiento - Causas de las vegetaciones adenoideas

Síntomas de las vegetaciones adenoideas

Las adenoides ayudan al cuerpo a defenderse de cualquier enfermedad pero, ¿qué pasa cuando este tejido se inflama? La nariz se bloquea debido a las vegetaciones adenoideas y se dificulta la inhalación, ya que disminuye la cantidad de aire que pasa a través de las fosas nasales. Este escenario puede causar los siguientes síntomas:

  • Labios cuarteados.
  • Mal aliento.
  • Resequedad en la boca.
  • Congestión nasal.
  • Respiración por la boca.
  • Ronquidos.
  • Sueño interrumpido.
  • Apnea del sueño.
  • Infecciones en los oídos, sobre todo en niños.
Vegetaciones adenoideas: síntomas, causas y tratamiento - Síntomas de las vegetaciones adenoideas

Cómo se diagnostican las vegetaciones adenoideas

Debido a su ubicación, las adenoides no se pueden visualizar con facilidad. Por esta razón el especialista médico deberá utilizar un espejo especial para verlas a través de la boca o también puede que haga uso de una sonda flexible o endoscopio que introducirá por la nariz para observar de mejor forma el tejido linfático. Una vez que el médico consiga observar las adenoides y compruebe su agrandamiento, puede que sea necesario realizar algunos exámenes para determinar si existe alguna causa que pueda estar originando las vegetaciones. Algunos de los estudios que el experto en medicina puede recetar son:

Tratamiento de las vegetaciones adenoideas

En vista de que algunas personas con hipertrofia de adenoides no presenta ningún síntoma, es probable que esta afección mejore sin necesidad de suministrar ningún tipo de medicamentos o tratamiento. Sin embargo, cuando la causa es un virus, bacteria o infección, será necesario la ingesta de antibióticos que permita tratar la patología y así, una vez superada la enfermedad, las adenoides volverán a recuperar su tamaño habitual.

En algunos casos el especialista puede sugerir extirpar las adenoides, sobre todo cuando están inflamadas sin causa aparente, producen síntomas y malestar y están acompañadas de otras afecciones como amigdalitis recurrentes, sinusitis o cornetes grandes que dificultan aún más la respiración y el tránsito del aire en la cavidad nasal.

La cirugía para extirpar las adenoides se llama adenoidectomía, es más común que se realice en niños y por lo general se realiza junto con la extirpación de amígdalas. Este procedimiento se lleva a cabo bajo anestesia general y los métodos más modernos emplean la electrocauterización para extirpar el tejido y frenar inmediatamente el sangrado. Una vez finalizada la operación puede que sea necesario permanecer un día en hospitalización y observación.

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Vegetaciones adenoideas: síntomas, causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Pulmón y vías respiratorias.

Escribir comentario sobre Vegetaciones adenoideas: síntomas, causas y tratamiento

¿Qué te ha parecido el artículo?

Vegetaciones adenoideas: síntomas, causas y tratamiento
1 de 3
Vegetaciones adenoideas: síntomas, causas y tratamiento

Volver arriba