Compartir

Lunares azules en la piel: causas y tratamiento

 
Por Ivonne Nieves Blanco, Médico Cirujano. 18 junio 2020
Lunares azules en la piel: causas y tratamiento

Todas las personas tienen lunares en la piel, estos se presentan desde el momento del nacimiento hasta la edad adulta, con diferentes formas, texturas y colores, los cuales van desde lunares negros, marrones oscuros, grises o incluso lunares azules, de los que trata este artículo.

Los lunares o, también conocidos como nevus, están presentes en cualquier parte del cuerpo y su coloración dependerá de la ubicación que estos tengan en la piel. Es importante que los lunares estén vigilados por el dermatólogo. Los lunares azules al igual que los demás deben ser revisados y observados con cierta frecuencia.

En este artículo de ONsalus, encontrarás toda la información sobre lunares azules en la piel: causas y tratamiento.

También te puede interesar: Lunares rojos en la piel: causas y soluciones

Lunares azules

Los lunares azules se definen como un tipo de nevus, concretamente el nevus melanocítico. Los lunares azules en la piel son una proliferación benigna de las células derivadas de los melanocitos, las encargadas de producir la melanina que le da la coloración a la piel. Por lo tanto, no son lunares malignos a pesar de su coloración distinta.

Son nevus azules porque adquieren la coloración al estar ubicados en la dermis, una de las capas profundas de la piel. Los lunares pueden aparecer en todo el cuerpo y en diferentes capas, lo que genera el color de cada nevus.

De acuerdo a la coloración del lunar, será posible saber la ubicación en las capas de la piel: mientras más superficial, más oscura es su coloración:

  • Si el lunar está en una capa superficial, se observará de color negro.
  • En cambio, si está un poco más profundo, se verá un lunar marrón.
  • Cuando el lunar tenga una mayor profundidad se apreciará de color azul, dando origen al nevus melanocítico.

Causas de los lunares azules

Los lunares azules se originan en una migración incompleta de melanocitos desde la cresta neural. Concretamente, el color azul del lunar es debido a un efecto óptico que se conoce como efecto Tyndall, este se presenta cuando se produce una dispersión de la luz, de acuerdo a la profundidad en la que se encuentra el lunar.

Como ya hemos mencionado, los lunares azules se encuentran en la dermis, una de las capas profundas de la piel. A continuación conocerás las causas más comunes que dan origen a la aparición de estos lunares:

  • La exposición prolongada al sol: los rayos solares influyen directamente a la melanina, el exceso en la piel sin ningún tipo de protección puede generar la aparición de nuevos lunares en la piel.
  • Factores genéticos: ciertos lunares van pasando de generación en generación, muchas veces son considerados como una marca familiar.
  • Debilidad del sistema inmunológico: las enfermedades del sistema inmunológico pueden desencadenar la aparición de manchas o lunares en la piel.
  • Malos hábitos alimenticios: repercuten de forma negativa en la piel, dando origen a la aparición de lunares.
  • El consumo de algunos medicamentos: los antidepresivos, antibióticos y hormonas pueden estimular la aparición de lunares en la piel como un efecto secundario.

Consulta más información sobre la aparición de nuevos lunares en Por qué salen lunares nuevos en el cuerpo.

Características de los lunares azules

Además de la coloración, los lunares azules en la piel presentan características que sirven para identificarlos y diferenciarlos de otros nevus. A continuación, algunas de las características principales:

  • Los lunares azules se presentan con forma de mácula, pápula o placa de color azulado, solitaria y lisa.
  • Suelen ser de forma redondeada u ovalada.
  • Los nevus melanocíticos miden aproximadamente entre 0,5 a 1 cm de diámetro.
  • El color azul puede variar: puede ir desde tonos azules hasta grises.
  • Se ubican frecuentemente en las extremidades distales, como en el dorso de las manos y en los pies, al mismo tiempo pueden estar presentes en zonas de los brazos, piernas, glúteos, cara o cuero cabelludo.
  • También pueden estar presentes en otras partes del cuerpo como la mucosa oral, genital en la mujer (cuello uterino y vagina) además de próstata en los hombres (cordón espermático y ganglios linfáticos).
  • Los lunares azules pueden aparecer a cualquier edad, pero es poco frecuente verlos al nacer o durante los 2 primeros años de vida. Suelen aparecer en la infancia tardía o en la adolescencia.

Tratamiento de lunares azules en la piel

A pesar de que los lunares azules son un crecimiento benigno, requieren de gran atención por su elevada susceptibilidad a convertirse en lunares malignos. Lo ideal es acudir al dermatólogo ante la aparición de nuevos lunares para realizar una revisión exhaustiva de los lunares. De acuerdo a su forma, ubicación y color, determinará la conducta a seguir con cada uno de ellos.

Si los lunares azules se ubican en el cuero cabelludo, será más difícil mantener el control de su desarrollo debido a su ubicación. En estos casos, el médico recomendará su extracción como medida de precaución.

Los nevus azules deben ser estudiados histológicamente cuando:

  • Los lunares azules son mayores de 1 cm.
  • Cambian su aspecto.
  • Son lunares nuevos en personas adultas mayores.

En estos casos, es esencial descartar que se trate de un melanoma o nevus pigmentado de células fusiformes. Para ello es indispensable que se realice un estudio histológico del lunar.

Generalmente, los lunares azules pueden permanecer en el cuerpo durante toda la vida, siempre y cuando no presenten ninguna modificación desde el momento de su aparición.

Es importante recordar que cuando se tiene un lunar, de cualquier color, es necesario vigilar su aspecto y si crece rápido. Un cambio de color es la indicación de que debe ser visto por el médico especialista de la piel.

Lunares azules en la piel: causas y tratamiento - Tratamiento de lunares azules en la piel

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Lunares azules en la piel: causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Piel, cabello y uñas.

Bibliografía
  • EISMAN, A. B., FERNÁNDEZ-ÁNGEL, I., DEL OLMO, R. O., RODRÍGUEZ-ARCHILLA, A., CACHAZA, J. A., & ORTEGA, S. S. Nevus azul con área central despigmentada.

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?

Lunares azules en la piel: causas y tratamiento
1 de 2
Lunares azules en la piel: causas y tratamiento

Volver arriba