Compartir

Por qué tengo flujo blanco y no me baja la regla

 
Por Aleix Cardona, Periodista especializado en salud y bienestar. 4 septiembre 2018
Por qué tengo flujo blanco y no me baja la regla

Antes que nada debes tener en cuenta que el flujo vaginal blanco es normal a lo largo del ciclo reproductor de la mujer, estas secreciones, que pueden variar de aspecto a durante las distintas etapas del ciclo, puede ser blanco sin que represente una anomalía.

Normalmente, el flujo es blanco, transparente o incluso de amarillo pálido, y mientras se mantenga así y no haya otros síntomas no debe haber motivo para la preocupación. No obstante, si también tenemos un retraso y el flujo blanco aumenta sí que puede ser un signo a tener en cuenta. Es por eso que queremos explicarte cuando el flujo blanco es algo normal y cuando puede ser un motivo de preocupación.

¿Te preguntas por qué tengo flujo blanco y no me baja la regla? En el siguiente artículo de ONsalus te lo explicamos.

Retraso menstrual y flujo blanco: ¿embarazo?

Cuando no baja la regla y tenemos un retraso, es lógico que lo primero en lo que pienses sea en el embarazo. La verdad es que es una opción que no se puede descartar, puesto que el flujo blanco junto con el retraso es uno de los primeros síntomas de embarazo.

El caso es que cuando ha sido fecundado, el cuerpo de la mujer reacciona produciendo mayor cantidad de estrógenos, lo que hace que se libere una cantidad mayor de flujo. El objetivo es que el flujo proteja el útero, así como el feto, de los gérmenes o bacterias que puedan provocar alguna infección, daño en el feto e interrumpir el embarazo.

Este aumento del flujo blanco es más normal en los primeros tres meses de gestación y, aunque en la mayoría de los casos esta secreción disminuye a partir del segundo trimestre, tampoco es raro que en algunas mujeres vaya apareciendo o desapareciendo a lo largo del embarazo.

Por otro lado, obviamente, la ausencia de la regla es uno de los signos primerizos más reconocidos del embarazo. En este punto hay que tener claro qué es lo que se considera un retraso, Un retraso menstrual se da una vez se han pasado los 5 días en los que debería haber bajado la regla. Si eres una mujer regular, esto debería ser tres 28 días después de la regla.

Por qué tengo flujo blanco y no me baja la regla - Retraso menstrual y flujo blanco: ¿embarazo?

No me baja la regla y tengo flujo blanco: cambios hormonales

No todas las mujeres son regulares ni tienen los mismos días de ciclo, aunque por lo general, la mayoría de mujeres tienen ciclos que pueden ir desde los 25 a los 32 días. A partir de aquí, dependiendo del estilo de vida de la mujer y del momento vital que esté pasando pueden haber cambios hormonales que, no solo provoquen un retraso menstrual, sino también un aumento en el flujo blanco.

Como hemos explicado en el apartado anterior, un aumento en la producción de estrógenos repercutirá en el volumen de flujo vaginal, es por eso que las siguientes situaciones pueden provocar los síntomas descritos:

  • La menstruación y la producción hormonal se puede ver afectada por cambios de trabajo, emociones fuertes o cambios climáticos.
  • Iniciar la píldora anticonceptiva o dejar el tratamiento va a causar cambios en la menstruación durante algunos meses.
  • La pérdida o ganancia repentina de peso va a verse reflejada en la producción hormonal.

En todos estos casos el flujo estará presente, además, si es un simple retraso sin más consecuencias, es normal que los días antes de que llegue la menstruación el flujo se vaya volviendo más blanco y espeso de lo normal. Es decir, no hay porque alarmarse en exceso cuando tenemos flujo blanco y no baja la regla, no obstante, debemos tener el cuenta los días de retraso que llevamos o si tenemos algún síntomas añadido como los que explicaremos a continuación.

Por qué tengo flujo blanco y no me baja la regla - No me baja la regla y tengo flujo blanco: cambios hormonales

Retraso regla y flujo blanco: ¿puede ser infección?

Hay distintas enfermedades e infecciones que pueden provocar la aparición de flujo blanco. Aunque ya hemos comentado antes que el flujo blanco no tiene por qué ser algo anormal, sí que es cierto que hay una serie de síntomas asociados que nos pueden hacer sospechas que sufrimos alguna anomalía. Los síntomas que indican la presencia de una infección pueden ser los siguientes:

  • El flujo blanco aparece junto a secreciones verdes, grises o amarillas.
  • El flujo blanco es como requesón.
  • Aparece comezón y ardor vaginal.
  • Puede ir acompañado de sangre.
  • Dolor en el vientre.
  • Dolor vaginal.
  • Flujo con mal olor.
  • Dolor al mantener relaciones u orinar.

A continuación te explicamos cuáles son las principales infecciones que pueden provocar la aparición de flujo blanco y retraso menstrual:

Infección por hongos

La infección por hongos, candidiasis o infección por levaduras es la proliferación de los hongos propios de la vagina como consecuencia de un cambio en la flora vaginal, normalmente como consecuencia del consumo de algún antibiótico, por estrés, alguna enfermedad o el embarazo. La alteración del pH vaginal provoca un aumento de la población de hongos de la vagina causando síntomas como la aparición de flujo blanco abundante, de consistencia parecida a la del requesón, quemazón y dolor en la vagina.

Vaginosis bacteriana

Se trata de la infección vaginal que más consultas ginecológicas provoca, debido a que es bastante común. Como bien dice el nombre, esta causada por una infección bacteriana y, entre sus principales síntomas, también encontramos el flujo blanco, que puede ser gris o amarillo, el dolor y el ardor vaginal. Si comparamos la vaginosis bacteriana con los síntomas de la candidiasis encontraremos la razón por la cuál es habitual confundirlas.[1]

Gonorrea

La gonorrea es una de las ETS más extendidas en los países occidentales y, aunque no es muy probable que cause la aparición de flujo blanco, sí que debemos mencionarla por su prevalencia. La realidad es que, normalmente, su principal síntoma es la aparición de flujo amarillo junto con sangrado vaginal, pero dependiendo de la mujer también puede cursar con flujo blanco. Se trata de una infección causada por un patógeno que coloniza la mucosa genital superando al sistema inmune del paciente.[2]

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Por qué tengo flujo blanco y no me baja la regla, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Sistema reproductor femenino.

Referencias
  1. https://scielo.conicyt.cl/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0717-75262010000300009
  2. https://www.scielosp.org/article/spm/1997.v39n6/543-579/

Escribir comentario sobre Por qué tengo flujo blanco y no me baja la regla

¿Qué te ha parecido el artículo?

Por qué tengo flujo blanco y no me baja la regla
1 de 3
Por qué tengo flujo blanco y no me baja la regla

Volver arriba