Compartir

Ronquidos por la nariz en niños: causas y tratamiento

 
Por Dra. Lily Cruz. Actualizado: 6 marzo 2018
Ronquidos por la nariz en niños: causas y tratamiento

Los ronquidos se deben a cierta obstrucción en las vías respiratorias superiores, tanto en niños como en adultos, pero ¿es normal que un niño ronque? En ocasiones sí, no pasa nada si un niño ronca ocasionalmente, esto puede deberse a la posición en la que está durmiendo o si tiene un ronquido muy suave, tampoco implica ningún problema, pero los ronquidos fuertes pueden ser un indicador de un trastorno respiratorio obstructivo del sueño (TROS), el cual sí requiere atención médica. En el siguiente artículo de ONsalus, hablamos acerca de cuáles son las causas y el tratamiento de los ronquidos por la nariz en niños.

También te puede interesar: Remedios caseros para los ronquidos en niños

Clasificación de los ronquidos por la nariz en niños

Los ronquidos se dividen en cuatro grados:

  1. Ronquido primario: se llama así cuando un niño ronca más de 3 noches por semana, sin apneas (que deje de respirar) o hipoapneas (que respire poco), ni que se despierte.
  2. Síndrome de resistencia de vía aérea superior: en estos casos, además de roncar, los niños se despiertan, pero no dejan de respirar.
  3. Hipoventilación obstructiva: hay ronquidos y respiración anormal, como descoordinada, pero el niño nunca deja de respirar.
  4. Síndrome de apnea-hipopnea obstructiva del sueño (SAOS): este es el grado más severo, hay ronquidos y apneas, o sea, el niño deja de respirar durante el sueño y se despierta muy agitado por ello, pueden despertar llorando asustados o respirando rápido y con aprensión.

Es importante que cuando notemos que un niño ronca, lo observemos para identificar alguno de estos signos, en especial, notar la presencia de apneas, para darles atención médica inmediata.

Ronquidos por la nariz en niños: causas y tratamiento - Clasificación de los ronquidos por la nariz en niños

Causas de los ronquidos por la nariz en niños

Hay cierto número de factores que se unen para hacer que un niño tenga problemas para respirar, vamos a explicarlos:

  • Factores anatómicos: estos son factores propios del cuerpo del niño, el más común es tener hipertrofia amigdalina, o sea, tener las amígdalas muy grandes, esto puede deberse a una cuestión de crecimiento, ser alérgico o enfermarse frecuentemente de las vías respiratorias. Otro factor es tener la lengua muy grande, lo que se llama hipertrofia de la lengua, o tener alguna malformación en la cara, como las que se asocian a algunos síndromes genéticos.
  • Facilidad de colapso en la vía aérea superior: esto quiere decir que cierta parte de la boca y la faringe, que es el tubo que une la boca con el estómago, puede "caer", o sea la parte superior que debería mantenerse con cierta distancia de la parte inferior para lograr tener siempre la vía aérea libre y que pase el aire, se cierra un poco o totalmente, lo cual impide que el aire pase y la persona no puede respirar hasta que despierta y hace el movimiento consciente y voluntario de abrir la vía aérea. Esto puede pasar con mayor frecuencia en problemas neuromusculares o pacientes obesos.
  • Regulación neural anormal: esto suele suceder en niños con daño neurológico de cualquier tipo o malformaciones del sistema nervioso, lo cual puede impedir que mantengan abierta la vía aérea o que despierten y hagan el esfuerzo consciente de abrir la laringe y permitir el paso del aire, por lo cual pueden tener periodos de apnea más frecuentes y más largos.

Como vemos, hay condiciones que no podemos evitar y en las cuales se debe mantener una cierta precaución ante la apnea siempre, y hay una condición en especial que es evitable, corregible y que es en extremo peligrosa: la obesidad. Se ha podido constatar que casi la mitad de los niños obesos roncan y tienen apnea o hipopnea, lo cual les acarrea muchos problemas, además de los que trae consigo la obesidad.

Problemas asociados a los ronquidos por la nariz en los niños

Hay varios tipos de problemas que se asocian a los ronquidos en niños y la apnea principalmente.

  • Trastornos conductuales y neurocognitivos: el principal problema detectado en todos los estudios realizados a niños con ronquera y apneas es la hiperactividad. Un niño que duerme mal suele despertar hiperactivo, le cuesta concentrarse en la escuela y su rendimiento escolar es bajo, tiene problemas con las habilidades sociales y de conducta en general, puede ser distraído e incluso agresivo en situaciones donde no tendría por qué serlo. Todos estos problemas pueden llevar a otros si no son tratados, como depresión, mala calidad de vida y otros problemas de salud.
  • Estado pro-inflamatorio: en varios estudios, se ha encontrado que los niños que roncan de forma habitual tienden a padecer de inflamación constante, lo cual podemos notar por la liberación de varias sustancias en la sangre, como si tuvieran inflamada alguna parte del cuerpo. Esto se da porque aumentan varias células inflamatorias y algunas señales del cuerpo que normalmente se liberan cuando hay inflamación.
  • Efectos cardiovasculares: la falta de oxígeno y el aumento en los niveles de dióxido de carbono en la sangre causados por la apnea pueden ocasionar cambios en el mecanismo que hace que el corazón lata con buena frecuencia. Los niños con trastornos del sueño pueden tener hipertensión arterial y cambios en la presión entre el día y la noche.
  • Alteraciones metabólicas: pueden verse también alteraciones en el manejo de la glucosa, teniendo resistencia a la insulina, colesterol alto y disminución de la vitamina D. Todas estas alteraciones también van asociadas a la obesidad, por lo que si se trata la obesidad, pueden mejorar o curarse.

Todas estas complicaciones pueden presentarse en menor o mayor medida de acuerdo al niño, la gravedad de los ronquidos y su estado de salud general, lo importante es que si notamos que el niño en casa ronca por la nariz, lo llevemos al médico para que lo examine y logremos ayudarlo a mejorar su calidad de vida en general.

Ronquidos por la nariz en niños: causas y tratamiento - Problemas asociados a los ronquidos por la nariz en los niños

Diagnóstico de trastorno del sueño en ronquidos por la nariz en los niños

Si se sospecha que el niño puede tener un trastorno del sueño, su médico le recomendará hacer exámenes, algunos serán tipo test, para identificar la gravedad del trastorno, y otros pueden ser:

  • Grabación de un vídeo mientras el niño duerme.
  • Saturometría nocturna: se le coloca al niño un medidor de oxígeno y se registran los valores toda la noche, así se puede notar claramente si no está respirando bien.
  • Poligrafía respiratoria: se registra el número de respiraciones del niño, así como el nivel de oxígeno durante toda la noche, lo más común es que este estudio se haga en un hospital.
  • Polisomnografía: se registran muchos valores durante toda una noche de sueño del niño, como son electroencefalograma, electrooculograma, electromiograma submentoniano y tibial, se registra el nivel de dióxido de carbono, electrocardiograma y monitorización por vídeo. Con todos estos registros, se pueden obtener muchos datos que ayudan a dar un diagnóstico muy preciso.

Tratamiento de los ronquidos por la nariz en los niños

Después de identificar la causa de los ronquidos en niños, se puede proceder a tratarla:

  • Tratamiento farmacológico: esto es en pacientes con ronquido leve, pero que afecta su calidad de vida, pueden usarse antiinflamatorios para reducir la inflamación en la mucosa de la nariz, las amígdalas y los síntomas de alergia, también se usan fármacos para tratar la alergia.
  • Adenotonsilectomía o extracción de las amígdalas: cuando se nota que el problema son las amígdalas por estar muy crecidas y puede curar los ronquidos hasta en un 75% de los casos, exceptuando a los niños con obesidad.
  • Dispositivos de ortodoncia: es posible que cuando un médico evalúa a un niño con ronquidos por la nariz, note que este tiene un maxilar o mandíbula muy estrechos y lo envíe con un cirujano maxilofacial para que le adapte algún aparato de ortodoncia que ayude a solucionar esto.
  • Distracción mandibular: esto es mover la mandíbula para que ajuste mejor, se usa en niños con problemas genéticos que incluyen cierto grado de malformación facial como retrognatia o micrognatia (mandíbula pequeña o retraída).
  • Manejo nutricional: esto es esencial en niños con obesidad, ningún aparato ni cirugía logrará corregir los ronquidos por la nariz en los niños con obesidad, además de todos los problemas que conlleva la obesidad, es esencial que los padres se comprometan a seguir el régimen y que apoyen al niño en todos los aspectos para que logre una recuperación integral de su salud.

Hay muchas opciones para ayudar a aliviar los ronquidos en niños, es esencial diagnosticarlos y apoyarlos, algunas medidas pueden ser incluso más sencillas, como poner al niño a dormir de lado, si ya es mayor de 3 años y puede girarse solo, tratar las alergias, evitar el uso de chupetes, ya que favorecen las infecciones en la garganta y vigilar a los niños que roncan para darles atención médica rápida que les ayude a mejorar su calidad de vida.

Ronquidos por la nariz en niños: causas y tratamiento - Tratamiento de los ronquidos por la nariz en los niños

Este artículo es meramente informativo, en ONsalus.com no tenemos facultad para recetar tratamientos médicos ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Ronquidos por la nariz en niños: causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Pulmón y vías respiratorias.

Escribir comentario sobre Ronquidos por la nariz en niños: causas y tratamiento

¿Qué te ha parecido el artículo?

Ronquidos por la nariz en niños: causas y tratamiento
1 de 4
Ronquidos por la nariz en niños: causas y tratamiento

Volver arriba